Frases Compartir

Citas Compartir


Quien quiera beber conmigo tiene una copa en mi mesa compartirá mi alegría, pero también mi tristeza.

A mis amigos les adeudo la ternura, las palabras de aliento y el abrazo, el compartir con todos ellos la factura que nos presenta la vida paso a paso.

Bienaventurado el que sabe que compartir un dolor es dividirlo y compartir una alegría es multiplicarla.

En las muchas caras de la Visión Colectiva unidas por el campo del ojo mandatico se sugiere tanto la expansión de la conciencia como el compartir la conciencia con otros seres.

Existe una competencia para elegir quien recibe el premio cuando el premio se puede compartir.

Lo mejor que podemos hacer por nosotros mismos y por todos los que nos rodean es encontrar nuestra alegría y compartirla.

Compartir y ser generoso.

El yoga me inspiro para compartir la alegría y nobleza de la vida.

Estoy tan agradecido a lo que el yoga ha hecho con mi vida, que siempre busco compartirlo.

Si supieras lo que se sobre el poder de dar, no dejarías pasar una sola comida sin compartirlo de alguna manera.

Hay tiempo para sembrar y tiempo para cosechar; tiempo para abrazarse y tiempo para abstenerse; tiempo para disfrutar la soledad y tiempo para compartir la intimidad; todo lo que se quiera hacer a destiempo según el orden natural será vano y nocivo.

No hables hasta que tengas algo digno que compartir.

Para sacar todo el jugo a una alegría, hay que tener con quien compartirla.

Lo fundamental es llegar a ser un canal consciente, capaz de recibir inspiración y de compartirla en un estado de percepción consciente.

Dotar de libertad a unos seres imperfectos implica tragedias inevitables, y es propio de la perfecta Deidad ancestral compartir de forma universal y afectuosa esos sufrimientos en amoroso de compañero.

Dotar de libertad a unos seres imperfectos implica tragedias inevitables, y es propio de la perfecta Deidad ancestral compartir de forma universal y afectuosa esos sufrimientos en amoroso compañerismo.

El ser humano tiene dos orientaciones básicas: tener y ser. Tener implica adquirir y poseer cosas, incluso personas. Ser se centra en la experiencia: intercambiar, comprometerse, compartir con otra gente.

Yo creo que todavía no es demasiado tarde para construir una utopía que nos permita compartir la tierra.

Cuando un hombre no tiene paz dentro de si mismo se dedica a compartir el malestar que lleva dentro. La guerra externa es el resultado de la guerra interna.

El infortunio de los ciegos es inmenso, irreparable. Pero no nos priva de compartir con nuestros semejantes la acción altruista, la amistad, el buen humor, la imaginación y la sabiduría.

El arte de compartir: Siendo dos y consigues dos esos dos son para dos.

La belleza es indivisible; el que ha llegado a poseerla, antes de compartirla prefiere anonadarla.

Un alma gemela es alguien con quien, en el fondo de nuestros corazones, deseamos compartir nuestra vida.

Muchas veces una mujer solo quiere compartir sus sentimientos acerca de su vida diaria, y su marido, creyendo que la ayuda, la interrumpe con una avalancha de soluciones para sus problemas.

Si estas comenzando de nuevo, confía en que encontraras el amor que mereces. Busca la inspiración necesaria para compartir el amor especial que sientes muy en el fondo de tu corazón.

Debemos abrir una puerta de esperanza hacia el rescate de la naturaleza del hombre como un ser liberador, que permita que cada uno descubra su hacer y compartir un bien común.

Aprende a compartir tu energía sanadora, tu luz y tu amor y ve como todo se equilibra, armoniza y vibra en cada respiración para estar mas sano y sanar.

Busca algo que te entretenga, por ejemplo practicar algún tipo de deporte, bailar, hacer yoga, o si te sientes a gusto cuando estas preparando una comida en tu hogar para compartirlo con tus amigos, no dudes en hacerlo. Hacer estas actividades te ayudaran.

Para entender el valor verdadero de la alegría, debes tener a alguien con quien compartirla.

El propósito de la relación no es tener otro que pueda completarte, sino tener otro con quien puedas compartir tu integridad.

De los grandes momentos de sus vidas, muchos recuerdan que las experiencias de compartir el amor son mucho mas honestas y convincentes que cualquier cosa que uno pueda hacer por si mismo.

Tu habilidad para la transformación de un punto de reactividad a un punto de compartir determinara la cantidad de milagros que presenciaras.

En vez de compartir con los demás un pedazo de tu mente, compárteles la paz de tu alma.

Nuestra cultura insiste en que compartir nuestra alegría es estúpido.

Yo creo que a la humanidad se le ha olvidado que es humanidad y que vinieron a compartir la vida, es cierto, es preciso, a compartirla.

Dar el Dharma es compartir tu comprensión de la verdad. Por ultimo, se da uno a si mismo en las relaciones con los demás.

La evolución humana tiene dos pasos: de ser alguien a no ser nadie y de ser nadie a ser todo el mundo. Este conocimiento puede traer el compartir y el cuidado a todo el mundo.

Cuando compartes tus desgracias, no disminuyen. Cuando fracasas en compartir tus alegrías, disminuyen. Comparte tus problemas solo con lo divino, no con alguien más. Comparte tus alegrías con todos.

El aire no es bastante para los dos. Y no basta la tierra para los cuerpos juntos y la ración de la esperanza es poca y el dolor no se puede compartir.

YO SOY de alguna orilla, de otra parte, soy de los que no saben ni arrebatar ni dar, gente a quien compartir es imposible.

Sabía usted que vivir una vida desde el espíritu es compartir diferentes percepciones y puntos de vista con los demás, a través de un diálogo respetuoso.

Sabía usted que así mismo tener sabiduría, no significa ser mejor que los demás, sino tener herramientas para caminar de manera sensata en la vida para compartirlas con otros.

Sabía usted que estas nos proporcionan nuevas formas para hacer amigos virtuales, compartir pensamientos, fotos, videos, documentos, información, entras otras varias cosas.

Sabía usted que tú como lector puedes hacer lo que quieras con este conocimiento, desde aplicarlo a tu propia vida, compartirlo con otros, hasta ignorarlo y criticarlo.

Si alguien dice que se ilumino y se queda como una ameba esta equivocado, porque la conciencia quiere bailar, quiere crear y compartir.

Hay una gran cosa insigne y encantadora: compartir la alegría de amar.

Cristo se convirtió en el Pan de Vida porque comprendió la necesidad, el hambre que teníamos de Dios. Y nosotros debemos comer este Pan y la bondad de su amor para poder compartirlo.

Hay una cosa muy bonita: compartir la alegría de amar.

[1/2]