FRASES EL URANTIA

FRASES Y CITAS EL URANTIA

EL URANTIA

FRASES EL URANTIA

ESCRITOS EL URANTIA

  • La tarea de preparación para la próxima esfera es muy importante, pero nada iguala la importancia de la tarea del mundo en el cual estás viviendo actualmente.
  • La mayoría de las almas empobrecidas son en verdad ricas, pero se niegan a creerlo.
  • La variedad descansa; la monotonía es la que cansa y agota.
  • La oración eleva al hombre porque es una técnica de progresar mediante la utilización de las corrientes espirituales ascendentes del universo.
  • Pocos mortales se atreven jamás a sumar los créditos de la personalidad establecidos por el ministerio combinado de la naturaleza y de la gracia.
  • Vuestro planeta forma parte de un cosmos enorme; vosotros pertenecéis a una familia casi infinita de mundos, pero vuestra esfera es administrada con igual precisión y se fomenta con igual amor como si fuera el único mundo habitado en toda la existencia.
  • ¿Acaso no os dáis cuenta de que la esperanza de un mundo mejor, está vinculada con el progreso y el esclarecimiento del individuo?
  • La Verdad no es en realidad un fin, sino el Camino mismo que encuentra la Vida.
  • El alma puede evolucionar, independientemente de la cultura, pero no en ausencia de la facultad mental y del deseo de hacer la voluntad del Padre Universal.
  • La supervivencia puede no depender de la posesión del conocimiento y de la sabiduría, el progreso sí necesita de ello.
  • La evolución de la mente depende del lento desarrollo de las condiciones físicas, así el progreso espiritual está condicionado a la expansión mental. El retraso intelectual lo frena infaliblemente.
  • El conocimiento tiene que ver con los hechos; la sabiduría, con las relaciones; la verdad, con los valores de la realidad.
  • El conocimiento se origina en la ciencia; la sabiduría, en la filosofía auténtica; la verdad, en la experiencia espiritual.
  • El conocimiento pertenece a las cosas observadas, pero la verdad trasciende esos niveles puramente materiales porque se asocia con la sabiduría y abarca tales imponderables como la experiencia humana, incluso las realidades espirituales y vivientes.
  • La verdad es siempre más que conocimiento.
  • La verdad no se puede definir en palabras, sino tan sólo viviéndola.
  • La falsedad no es asunto de técnica de narración sino una acción premeditada de perversión de la verdad.
  • La ley es la vida misma y no las reglas de su conducta. El mal es una transgresión de la ley, no una violación de las reglas de conducta que pertenecen a la vida, que es la ley.
  • Dotar de libertad a unos seres imperfectos implica tragedias inevitables, y es propio de la perfecta Deidad ancestral compartir de forma universal y afectuosa esos sufrimientos en amoroso compañerismo.
  • Cuando la religión se vuelve institucionalizada, se limita su poder para el bien, mientras que las posibilidades del mal se multiplican grandemente.
  • La lealtad — la devoción al deber más elevado — ¿es deseable? Entonces el hombre debe caminar entre las posibilidades de traición y de deserción. El valor de la devoción al deber consiste en el peligro implícito de incumplirlo.
  • El idealismo — el concepto que se acerca a lo divino — ¿es deseable? Entonces el hombre debe luchar en un entorno de bondad y de belleza relativas, en un ambiente que estimule la aspiración incontenible hacia cosas mejores.
  • El placer — la satisfacción de la felicidad — ¿es deseable? Entonces el hombre debe vivir en un mundo donde la alternativa del dolor y la probabilidad del sufrimiento son posibilidades experienciales siempre presentes.
  • El amor a la verdad — y la buena disposición a seguirla dondequiera que conduzca — ¿es deseable? Entonces el hombre debe crecer en un mundo donde el error esté presente y la falsedad sea siempre posible.
  • Dotar de libertad a unos seres imperfectos implica tragedias inevitables, y es propio de la perfecta Deidad ancestral compartir de forma universal y afectuosa esos sufrimientos en amoroso de compañero.
  • La fe — la afirmación suprema del pensamiento humano — ¿es deseable? Entonces la mente del hombre ha de encontrarse en esa situación incómoda en la que siempre sabe menos de lo que puede creer.
  • La valentía — la fuerza de carácter — ¿es deseable? Entonces el hombre debe educarse en un entorno donde sea necesario luchar contra las dificultades y reaccionar ante las decepciones.
  • El altruismo — el servicio a los semejantes — ¿es deseable? Entonces la experiencia de la vida debe proporcionar situaciones donde se encuentren desigualdades sociales.
  • La esperanza — la grandeza de la confianza — ¿es deseable? Entonces la existencia humana debe enfrentarse continuamente con inseguridades e incertidumbres recurrentes.
  • Este mundo no ha probado nunca seria, sincera u honestamente estas ideas dinámicas, estos ideales divinos de la doctrina de Jesús del reino del cielo.

MAS RESULTADOS