LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

TU LUZ INTERIOR
ESCRITOS Y CUENTOS CON SABIDURÍA
   
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

BUSCAR


       
   

FRASES CONFIAR

FRASES Y CITAS CONFIAR

Frases de Confiar sobre espiritualidad y crecimiento

FRASES CONFIAR

ESCRITOS CONFIAR

Una de las cosas en las que siempre puedes confiar es una de las verdades del universo, y la escuchaste primero desde aquí lo que decidimos que queremos hacer es lo que hacemos.

Sin embargo, el único hombre en quien desconfiar es el hombre que nunca comete un error, nunca comete un error, nunca falla en lo que intenta hacer. Es un farsante o se queda con la caja fuerte, el juzgado y el trivial.

Ya se trate de ciencia o historia, es preciso desconfiar de la ignorancia que se encierra bajo el término fatalidad.

Si obramos desde la inteligencia de la Ley de Impermanencia podemos confiar en que esto y aquello también pasara.

Tu vida es creación en movimiento. Y tu papel es ver TODO lo que sucede como una oportunidad para confiar en que el Universo te ama y nunca te presentaría algo que no fuera bueno para tu alma.

Tu Niño interior herido debe ser capaz de confiar en que usted estará allí para él, necesita un aliado que le de apoyo para superar su abandono, la negligencia, el abuso sufrido.

La confianza básica es poder confiar en que somos capaces de hacer algo. Significa aceptar y confiar en el silencio, la serenidad y el no-Ser.

La confianza básica es confiar lo suficiente para que la mente se detenga y esté en silencio, confiando en que el conocimiento se presentará.

No puedes confiar en tus ojos cuando tu imaginación está fuera de foco.

Dios se deleita al usar a cristianos comunes que llegan al fin de sí mismos y deciden confiar en su extraordinaria provisión.

La oración no es para cambiar los planes de Dios. Es para confiar y descansar en Su soberana voluntad.

Si un pastor falla, hay que separarlo de los otros pastores, pero, ¡ay si las ovejas empezaran a desconfiar de los pastores!

Es estúpido confiar en el timador. No tenéis que tener ese tipo de fe y confianza, esa ingenuidad de creer todo lo que te dicen es poco inteligente.

Si consigues abandonar tus propios hábitos y confiar en la llegada de la inspiración, verás cómo sucede.

Se necesita confiar y estar relajado para meditar sobre la inspiración, permitirse respirar con naturalidad observando al mismo tiempo el propio proceso respiratorio.

La sabiduría humana se encierra por entero en estas dos palabras: ¡Confiar y esperar!

El compromiso requiere una actitud que considera la dificultad como un reto; tienes que confiar en ti mismo, confiar en que tienes la capacidad que necesitas para mejorar la situación y resolver los problemas.

Siempre debemos confiar en el poder y el amor de Dios, aun en la hora más oscura de nuestro dolor.

¿A quién confiaré mis penas? La noche es oscura. Las horas transcurren sin que Él vuelva.

A una persona con una mentalidad escéptica le resulta muy difícil confiar en un maestro genuino, incluso después de haberlo conocido y haber recibido las reveladoras instrucciones.

La dicotomía es que para que ocurra la verdadera curación, debo dejar de lado la necesidad de ser curada y simplemente disfrutar y confiar en el viaje que es la vida.

Para sentirte realizado contigo mismo no necesitas riquezas ni poder, solo ser tú mismo y confiar en tu instinto.

Dios quien tiene el control, y podemos confiar plenamente en Él.

Para confiar en tus vibraciones, primero tienes que ser capaz de sentirlas, y para hacer esto, debes calmar tu mente.

Es más fácil hacer lo correcto cuando sabemos que es lo correcto de hacer. No podemos confiar en el instinto para encontrar el Camino. Necesitamos ser guiados.

Debemos confiar en nosotros mismos y ser buenos con nosotros mismos.

Yo jamás había caído en la cuenta de que confiar en Dios significaba confiar en el amor. Había oído decir que Dios era amor, pero jamás había comprendido qué quería decir eso exactamente.

Mientras atribuya a otras personas la responsabilidad de cómo se siente, no tendrá el poder de cambiar su vida y perderá la capacidad de confiar en sí mismo y en el mundo.

Aprende a confiar mucho más en lo que no ves que en lo que sí puedes ver.

La clave de la serenidad es confiar en que el universo te cubre la espalda.

Hoy haré lo que me inspire y confiaré en que el universo me apoyará.

Si la gente no sabe lo que va a hacer para mejorar sus vidas o les dan placer, entonces la idea de que se puede confiar en la gente a hacer lo que les dé el placer se convierte en cuestionable.

No puede confiarse en la intuición en ausencia de regularidades estables en el entorno.

Nos concentramos en lo que conocemos e ignoramos lo que no conocemos, lo cual nos hace confiar demasiado en nuestras creencias.

Nos concentramos demasiado en lo que conocemos e ignoramos lo que no conocemos, lo cual nos hace confiar demasiado en nuestras creencias.

Sin confiar en nada, con su mente y su ser disciplinados y todo anhelo de goce en abandono, cumple las acciones sólo por el cuerpo y no cae en error.

¿Qué paciente puede confiar en el conocimiento de un médico sin reputación o mobiliario, en un período en que la publicidad es todopoderosa y cuando el gobierno pinta de dorado las farolas en la Plaza de la Concordia para deslumbrar a los pobres?

Cuando veáis al servidor pensar más en sus propios intereses que en los vuestros, y que interiormente busca sus propios beneficios en todas las cosas, ese hombre nunca será un buen sirviente, ni jamás podréis confiar en él.

Ser emprendedor no es un trabajo de grupo. Tienes que confiar en tí mismo. Uno puede tener un expediente académico excelente, pero sin instinto no le bastará para llegar a la cima, y menos aún para permanecer en ella.

Esto es lo que más necesita una mujer. Busca en su marido la honestidad, quiere sentir su apoyo, respetar sus juicios y, de ser necesario, tomar una decisión difícil y confiar en él tranquilamente.

Tener fe es confiarte al agua. Cuando nadas, no te agarras del agua porque si lo haces te hundirás y te ahogarás. En cambio lo que haces es relajarte y flotar.

Confía en tu propia sabiduría e intuición. Esto no equivale a confiar siempre en tus pensamientos. Descubrirás que los pensamientos cambian, vienen y se van.

Se debe dar a una persona la capacidad de estar solos y el coraje de confiar en sus ojos, mente y corazón, observaciones, pensamientos y sentimientos.

Aprende a confiar en lo que está ocurriendo. Si hay silencio, déjalo aumentar, algo surgirá. Si hay tormenta, déjala rugir, se calmará Aquí y Ahora.

Dios es mi salvación. Confiaré y no temeré, porque el Señor es mi fortaleza y mi canción. Él también se ha convertido en mi salvación. Isaías 12:2.

Uno de los mayores consuelos de ésta vida es la amistad, y uno de los mayores consuelos de la amistad es tener a quien confiar un secreto.

Debes rendirte a tu propio interés. Ama a los otros tanto como a ti mismo. Entonces podrás confiar en todas las cosas bajo el cielo.

El progreso llega a aquellos que se adiestran ininterrumpidamente; confiar en técnicas secretas no te llevará a ninguna parte.

Confiar en el gobierno para proteger tu privacidad es como pedirle a un fisgón que instale las persianas de tu ventana.

Creo que dios reza por mi cuando se va a dormir, pero un día no va a despertar y, ¿en quién demonios vas a confiar?.

Después de andar sólo queda un paso; confiar en el resultado final y en nuestras habilidades, dones y posibilidades.

Cuando comienzas a confiar en tu potencial es como si abrieras frente a ti un nuevo universo de posibilidades.

Se puede confiar en las promesas de la gente sobre cualquier cosa, salvo si se trata de dinero.

Tu madre siempre será tu apoyo. Siempre confiará en ti y te animará a perseguir tus pasiones.

Las mentiras de los poderosos nos hacen desconfiar de gobiernos y grandes empresas.

Tienes que confiar en ti y decidir si crees o no lo que alguien te dice.

Cuando tengas un pensamiento inspirador, debes confiar en él y actuar.

Es más vergonzoso desconfiar de los amigos que ser engañado por ellos.

La primera obligación de la inteligencia es desconfiar de ella misma.

Estudiar es desconfiar de la inteligencia del compañero de al lado.

Cuanto mayor es la prosperidad tanto menor se debe confiar en ella.

Una de las alegrías de la amistad es saber en quien confiar.

Raramente confiaremos en alguien que es mejor que nosotros.

AUTORES RECOMENDADOS

ALAN WATTS
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ALBERT EINSTEIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BARRY LONG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BUDA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

CARL GUSTAV JUNG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

DEEPAK CHOPRA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ECKHART TOLLE
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

EL KYBALION
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

FACUNDO CABRAL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

GONZALO GALLO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JEBUNA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JESUS EL CRISTO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JOE DISPENZA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

LEON TOLSTOI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MAHATMA GANDHI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MOOJI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OMRAAM MIKHAEL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OSHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

PAULO COELHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

RAJINDER SINGH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SADHGURU JAGGI VASUDEV
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SAINT GERMAIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

THICH NHAT HANH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

WAYNE DYER
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES