LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

TU LUZ INTERIOR
ESCRITOS Y CUENTOS CON SABIDURÍA
   
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

BUSCAR


       
   

FRASES ABUNDANCIA

FRASES Y CITAS ABUNDANCIA

Frases de Abundancia sobre espiritualidad y crecimiento

FRASES ABUNDANCIA

ESCRITOS ABUNDANCIA

La energía del día de hoy te invita a aceptar la abundancia. No es algo que tengas que ganarte primero, sino es tu derecho vivir una vida de alegría, felicidad, paz, libertad, seguridad, salud y Amor humano.

Ser humilde no significa ser pobre, significa que en la escasez y en la abundancia, eres la misma persona agradecida, feliz y generosa.

Lo que disfrutamos es lo que constituye nuestra abundancia.

Conociendo las leyes de la mente subconsciente, siempre estaréis en la abundancia, sin importar la forma que ésta llegue.

Cuando el dinero circula libremente en su vida, usted está económicamente sana. Mire el dinero como el ir y venir de la marea; la marea es constante. Cuando baje, quédese convencido que volverá a subir. Así estaréis siempre en la abundancia.

Lo que usted resuelva y lo sienta como verdadero, pasará Resuélvase a tener armonía, salud, paz y abundancia.

Amar abundantemente es vivir en abundancia.

Amar abundantemente es vivir en abundancia, y amar para siempre es vivir para siempre.

El deseo del ego siempre trata de recibir de algo o de alguien; el entusiasmo de su propia abundancia.

La abundancia de palabras inútiles es un síntoma cierto de inferioridad mental.

La abundancia de las cosas, aunque sean buenas, hace que no se estimen, y la carestía, aún de las malas, se estima en algo.

Para vivir una vida puramente altruista, uno no debe contar nada como propio en medio de la abundancia.

Tienes derecho divino a la abundancia, y si eres algo menos que un millonario, no has recibido lo que te toca.

Debemos ver abundancia cuando la gente habla constantemente de la escasez y la falta.

Vivir en armonía con el universo es vivir lleno de alegría, amor y abundancia.

¿Te sientes inepto y sin poder, atrapado en el ciclo de pobreza y carencia? Reclama tu poder y crea abundancia.

Aquellos que pasan su vida en la abundancia y en la felicidad humana son espíritus flojos que permanecen estacionarios.

El espíritu humano crece como el árbol de la vida; echa raíces, extiende sus ramas y hojas en todas direcciones, abre sus flores y da frutos en abundancia.

El camino a la santidad comienza dejándonos vaciar y transformar por el mismo Jesús, para que Él llene nuestro corazón y podamos luego dar de nuestra abundancia.

La manera más rápida de traer más maravillosos ejemplos de abundancia en tu experiencia personal es tomando nota de las cosas maravillosas que ya están allí.

Cuanto más agradecido estoy por la riqueza y abundancia en mi vida, más razones tengo para estarlo.

La vida satisface todas mis necesidades en abundancia. Confío en la vida.

La abundancia fluye libremente a través de mí.

Cuánto más agradecido estoy por la riqueza y abundancia en mi vida, más razones tengo para estarlo.

Cuando vemos la «vida»: nuestra abundancia espiritual y material, así como nuestros miedos y la carencia de todas estas cosas, también estamos contemplándonos cara a cara en el espejo de nuestras más fieles y a veces más inconscientes creencias.

Mucha gente tiene hambre, no porque haya escasez de comida. Es porque hay escasez de amor y cuidado en los corazones humanos. ¿Conoces la ley de la abundancia?.

La verdadera abundancia es un trabajo interno.

La verdadera abundancia no se basa en nuestro patrimonio neto, que se basa en nuestra autoestima.

La abundancia es tu derecho de nacimiento. Ábrete para recibirla.

Si piensas, pobre de mí, no soy capaz de cuidar de mí mismo o tengo mala suerte, está siendo una víctima que opone resistencia a la abundancia, a la generosidad y a los cuidados de la Divinidad.

Reconocer el bien que ya hay en tu vida es el fundamento de toda la abundancia.

Reconociendo el bien logras en tu vida el fundamento de toda la abundancia.

Para vivir una vida desapegada, uno no se debe sentir dueño de nada en medio de la abundancia.

El dolor no perfecciona porque el dolor es de Satán. La Gran Realidad Divina es felicidad, paz, abundancia y perfección. La Gran Realidad no puede crear el dolor. Lo perfecto no puede crear dolor. Lo que es perfecto solo engendra felicidad.

La abundancia es la experiencia en la que nuestras necesidades se satisfacen con facilidad y nuestros deseos se cumplen de manera espontánea. Experimentamos alegría, salud, felicidad y vitalidad en cada momento de nuestra existencia.

Un hombre educado no es necesariamente uno que tenga abundancia de conocimiento general o especializado. Un hombre educado es uno que desarrolla las facultades de su mente sin violar los derechos de los demás.

Cuando nos fijamos en el hombre moderno, tenemos que enfrentar el hecho de que sufre de un tipo de pobreza espiritual, que se encuentra en marcado contraste con su abundancia científica y tecnológica.

Toda esta abundancia comienza a brillar a través de una mente que es consciente de su propia naturaleza infinita. Hay suficiente para todos. Míralo. Créelo. Aparecerá para ti.

La abundancia comienza con la sabiduría. Si la aplicamos con las leyes de Dios, todo lo demás es añadido. La conciencia del alquimista viene de un sentido de abundancia.

Se acabó la era de la abundancia en los países ricos, y en los pobres la era de la represión. Están llegando al límite de su paciencia y se rebelan.

El tamaño no es nada en el universo (abundancia sin límites si eso es lo que deseas) Nosotros hacemos las reglas sobre el tamaño y el tiempo.

Estamos actuando en contra la ley de la abundancia cuando decimos que no podemos hacer algo por la salud, la educación, etc.

Tú diste alegría a mi corazón, más grande que la de aquellos que tienen grano en abundancia y vinos nuevos. Salmos 4:7.

¿Sabía usted? Que la abundancia del rico es la causa de guerra en los países con hambre y pobreza.

No es lo que tenemos, sino lo que disfrutamos lo que constituye nuestra abundancia.

La defensa es para tiempos de escasez, el ataque para tiempos de abundancia.

Dios es día y noche, invierno y verano, guerra y paz, abundancia y hambre.

La abundancia no es algo que adquirimos. Es algo con lo que sintonizamos.

La abundancia de una clase se compensa con la indigencia de la otra.

La abundancia de conocimiento no enseña a los hombres a ser sabios.

Hacer lo que amas es la piedra angular de la abundancia en tu vida.

Cuando se bendice el dinero, aumenta la abundancia.

Da y tendrás en abundancia.

AUTORES RECOMENDADOS

ALAN WATTS
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ALBERT EINSTEIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BARRY LONG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BUDA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

CARL GUSTAV JUNG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

DEEPAK CHOPRA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ECKHART TOLLE
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

EL KYBALION
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

FACUNDO CABRAL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

GONZALO GALLO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JEBUNA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JESUS EL CRISTO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JOE DISPENZA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

LEON TOLSTOI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MAHATMA GANDHI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MOOJI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OMRAAM MIKHAEL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OSHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

PAULO COELHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

RAJINDER SINGH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SADHGURU JAGGI VASUDEV
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SAINT GERMAIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

THICH NHAT HANH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

WAYNE DYER
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES