LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

ESPIRITUALIDAD SIN CREENCIAS

ESCRITOS, FRASES Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO INTERIOR
UNA PALABRA Y SIN TILDE

AL SURGIR EL EGO, SURGE LO DEMAS

SADHU ARUNACHALA

La mente es solo un montón de pensamientos. Asimismo, el ego y la mente son idénticos y surgen simultáneamente. Al surgir el ego, surge todo lo demás.

Imagen Al surgir el ego, surge lo demas

EL EGO Y LA MENTE SON IDÉNTICOS

El ego, la raíz de todos los pensamientos.

En una ocasión, Bhagavan me dijo que los pensamientos surgen como destellos, que no hay ningún pensamiento continuo. Es como el ciclo de la corriente alterna, pero tan rápido que da la sensación de no parar nunca, igual que sucede con la luz que produce una bombilla eléctrica. Si uno pudiera concentrarse en los intervalos que hay entre los pensamientos, en lugar de concentrarse en los pensamientos mismos, quedaría establecido en el Ser.

Sus enseñanzas siempre resaltaban que la mente y el pensamiento son exactamente lo mismo: "La mente no es más que un montón de pensamientos" (Upadesa Saram, V/18).

Asimismo, el ego y la mente son idénticos y surgen simultáneamente: "Al surgir el ego, surge todo lo demás" (Ulladu Narpadu, V/26); "El ego, la raíz de todos los pensamientos" (Ulladu Narpadu, V/40).

No obstante: "Verdaderamente, la mente no es más que el concepto de «yo»" (Ulladu Narpadu, V/40).

El ego es tan pasajero como el pensamiento y, en realidad, no existe verdaderamente. ¿,Acaso no se dice en el budismo que tales cosas, como el ego, no existen? Ello nos conduce directamente al advaita.

Ahora bien, el advaita no es lo mismo que lo que se suele entender por monismo, y tampoco constituye un eslogan para evitar dificultades. Obviamente, significa "no dos", pero esto no equivale a decir "uno" aunque al pensador poco avezado le cueste ver la diferencia. Si lo llamamos monismo, establecemos como premisa que es uno e inferimos la existencia de una serie —uno, dos, tres, etc.— que no existe porque sólo existe el "no dos".

Cuando vemos las cosas percibimos una dualidad que no tiene por qué ser irreal: sólo es irreal en el sentido de que sólo existe el "no dos". Aparentemente está ahí, pero es algo efímero y pasajero. Esta manifestación pasajera se denomina maia, término que se suele traducir como "ilusión" o "espejismo" aunque, realmente, significa "lo que no existe" o lo que le pone límites a lo ilimitado. De hecho, todo aquello que percibimos a través de los sentidos está en la mente; los sentidos son un mero instrumento de la mente. La verdad es que no existe tal "ilusión", sino lo transitorio.

La misma verdad existe en el trasfondo de todo. Entonces, ¿cuál es la solución si nada es permanente y sólo es apariencia? Bhagavan explicaba que esta idea también se aplica a nuestro cuerpo y a nuestro ego, a los cuales nosotros damos la máxima importancia y que, no obstante, son considerados meras sombras efímeras. Sin embargo, no hay razón para desanimarse ya que, hasta detrás de la apariencia más efímera, debe de existir algo dispuesto a aparecer. Damos un salto porque pensamos que estamos viendo una serpiente pero, después, advertimos que sólo se trata de una cuerda. Aunque la serpiente sea irreal, la cuerda existe.

Por tanto, la solución de nuestro acertijo consiste en ir buscando y en encontrar lo que hay de permanente detrás de la transitoriedad. Ésta era la solución que proponía Bhagavan y que nos enseñó a practicar con su método de auto-indagación. Aunque el ego cambie a cada minuto, aunque seamos individuos enteramente distintos en cada una de las etapas de la vida, siempre nos acompaña un "yo" que, obviamente, no es el ego —ya hemos visto que el ego cambia a cada segundo mientras que este "yo" está con nosotros desde siempre como "observador"—. Tenemos que remontarnos hasta su origen y, a través de este método de auto-indagación, acabaremos tomando conciencia del Ser.

Al hablar de Bhagavan y de lo que decía da la sensación de que sus enseñanzas se contradecían, pero esto se debe únicamente a que tenía que hablar desde dos puntos de vista. Su verdadera enseñanza, que nunca se tambaleaba, era que lo único que existe es el Ser y él veía que todo es exclusivamente Eso y nada más. Sin embargo, la mayoría de la gente no estaba preparada para aceptar esta enseñanza y quería que Bhagavan se extendiera más sobre el tema; por ello, se hacían necesarias algunas explicaciones para las cuales tenía que hablar desde el punto de vista limitado del que preguntaba. Antes se ha dicho que Bhagavan nunca impartía enseñanzas sobre la reencarnación, y esto es cierto, aunque desde nuestro punto de vista la aceptaba, como también la aceptaba Buda —creo yo—. ¿Cómo era posible que Bhagavan incluyera la reencarnación entre sus enseñanzas cuando sólo veía la unidad?

No obstante, en el libro Talks, nos explica que el ego va naciendo en una sucesión de cuerpos porque, mientras persista la idea de individualidad, debe existir alguna forma que ésta adopte hasta que deje de existir el individuo; esa sucesión de individualizaciones se traduce en un cambio constante de forma porque cuando se consume un grupo de vasanas, otro lo reemplaza. Para el que no está iluminado, siempre existen estas contradicciones. Bhagavan nos decía que prestásemos siempre atención al presente, que descubriésemos quiénes somos ahora, ya que el tema de la reencarnación tiende a posponer las cosas para el futuro: ¿qué más da, si vamos a tener una cantidad innumerable de vidas para ponerlo todo en su lugar? Naturalmente, esto es fatal para el progreso espiritual y, probablemente, ésta es la razón por la cual el cristianismo nunca ha permitido que (la reencarnación) forme parte de sus enseñanzas a pesar de que haya indicios de este tema en el Nuevo Testamento así como en algunos escritos de los Padres de la Iglesia.

BHAGAVAN

En el marco de las religiones de la India, Bhagavān es uno de los nombres con que se designa a Dios. En varias tradiciones hindúes hace referencia específica a un dios personal y diferencia su uso de otros términos similares como Brahman o Espíritu Supremo y así, con este uso, Bhagavān es, en cierto modo, análogo al concepto cristiano de Dios. Bhagavān usado como título de veneración se suele traducir como Señor. Ejemplos de esto son: «Bhagavān Krisná», «Bhagavān Shivá», «Bhagavān Naraian», etc. El femenino es Bhagavatī y es un epíteto de Durgá y otras diosas. El título se ha utilizado como una forma respetuosa para un gran número de guías espirituales en la India contemporánea.


AL SURGIR EL EGO, SURGE LO DEMAS


EGO YO PROJIMO


TE PUEDE INTERESAR

LIBRARSE DEL EGO

OSHO

El hombre elige complejidades incluso donde no hay necesidad de complejidad, por la sencilla razón de que con ella puede seguir fortaleciendo su ego.

SUCEDIO Y ME DESPRENDO (DESAPEGO)

PAULO COELHO

Lo que sucedió, sucedió, y hay que soltar, hay que desprenderse. No podemos ser niños eternos, ni adolescentes tardíos, me desprendo aquí y ahora.

MANTEN EL DESAPEGO

OSHO

Tienes que alcanzar un estado de conciencia en el que nada te impresione, en el que puedas permanecer desapegado. Mantén el desapego aqui y ahora.

LA FORMA SON LAS GARRAS DEL EGO

ECKHART TOLLE

Estas totalmente identificado con la forma y, por lo tanto, en las garras del ego. La voz de tu cabeza te hace compañía y te pierdes en cada emoción.

EL EGO Y SUS ROLES

FRASES EGO

Para los fines que nos proponemos, sugerimos otra definición del ego: Consideremos al ego como la idea que cada uno de nosotros tiene de sí mismo.

FRASES SOBRE EL APEGO

ANTHONY DE MELLO

El apego es un estado emocional de vinculación a una cosa o persona, originado por la creencia de que sin esa cosa o persona, no es posible ser feliz.

EL DESAPEGO LA CLAVE DE LA FELICIDAD

FRASES FELICIDAD

El Mundo con el que te relacionas es creado por tu Mente. Sólo tú puedes hacerte feliz y todos los momentos presentes lo son porque tú estás en ellos.

EL GIGANTE EGOISTA

FRASES EGO

Era un Gigante egoísta. Este jardín es mío. Es mi jardín propio no lo compartiré con nadie. Los pobres niños se quedaron sin tener donde jugar.

EL MORDISCO DE LUIS SUAREZ (CRECIMIENTO)

JEBUNA

El mordisco de Luis Suarez nada que ver con el de los carnívoros. Cada vez que un destructor de vida muerde su presa, muerde un pedazo de planeta.

LOS APEGOS DE LA VIDA

BUDISMO

Esto verdaderamente es la Paz, lo Supremo, el fin de las formaciones, el abandono del renacimiento, del deseo; el desapego, la extinción: el Nirvana.

PARA LOS QUE ACOSTUMBRAN A GUARDAR COSAS

LUZ MENTAL

No guardemos nada en el cuarto de san alejo, alguien debe estar necesitándolo. Pasa este mensaje a tus amigos, alguien tiene lo que alguien necesita.

EL DESPRENDIMIENTO (DESAPEGO)

ANTHONY DE MELLO

Temía decir esto, pero le hable a Dios, y le dije que no lo necesito. Mi primera reacción fue: Esto es muy opuesto a todas las cosas con que nací.

LAS OLIMPIADAS Y EL DESPERTAR DEL DRAGON

JEBUNA

Cuando despierte el Dragón el mundo temblara. No es para menos después de ver esa muestra de derroche y arrogancia de China en los juegos olímpicos.

EL SIMBOLISMO DEL AJEDREZ

FRASES AJEDREZ

Los origenes del ajedrez pertenece a un tiempo inmemorial, así diferentes tradiciones lo han situado en su remoto pasado. La versión más extendida es.

CRECER EN DESAPEGO

GONZALO GALLO

Una carencia de dinero no se resuelve con dinero, sino con otro estado de conciencia. Por eso, cíñete a un plan de acción y sé fiel a un presupuesto.

AJEDREZ PAISA

TIRSO CASTRILLON

Ajedrez Paisa está diseñado solo para jugar en línea bajo la plataforma del famoso ChessBase. Sitio diseñado en honor a Maestro Tirso Castrillón.

JUEGO DE SOMBRAS

HERMANN HESSE

Hermann Hesse. El poeta vivía en total soledad en su ala soleada. Comía en la cocina y a menudo transcurrían muchos días sin que viera al barón.

EL DESAPEGO LA CLAVE DE LA FELICIDAD

FRASES FELICIDAD

El Mundo con el que te relacionas es creado por tu Mente. Sólo tú puedes hacerte feliz y todos los momentos presentes lo son porque tú estás en ellos.

COMO EL EGO VIENE A LA EXISTENCIA

ECKHART TOLLE

La mente busca alimento incesantemente está buscando para su identidad. Así es como el ego viene a la existencia y se recrea continuamente a sí mismo.

LA ENERGIA DEL APEGO

ANTHONY DE MELLO

Sólo tú, puedes hacerte feliz y todos los momentos presentes lo son porque tú estás en ellos. Y hoy, en el eterno presente, en el aquí y el ahora.

SOLEDAD POR EVOLUCION

JEBUNA

Los que han logrado salir de la jaula religiosa para emprender el vuelo espiritual experimentan soledad porque pierden la afinidad que antes los unía.

EL MACHISMO Y SUS CONSECUENCIAS

CRISTIANOS ORIGINARIOS

A la vez que se fue dando históricamente el proceso de división, selección y concentración de poderes y riquezas mediante diversas formas de engaño.

MANTEN EL DESAPEGO

OSHO

Tienes que alcanzar un estado de conciencia en el que nada te impresione, en el que puedas permanecer desapegado. Mantén el desapego aqui y ahora.

¿QUE ES EL YO?

JIDDU KRISHNAMURTI

El yo es causa de división, el yo nos encierra en nosotros mismos; sus actividades, por nobles que sean, son separativas y aisladoras, descomponen.

MENTE Y EGO SON EL ORIGEN DEL MIEDO

ECKHART TOLLE

La razón ahora de no poner la mano al fuego no es por miedo, su mente sabe que se quemará. Usted no necesita al miedo y al ego para evitar el peligro.

LOS PREJUICIOS

ANTHONY DE MELLO

Cuando me relaciono tengo noción del otro como unas experiencias, unos recuerdos, y con estas nociones construyo su imagen. Me relaciono con una idea.

JUZGAR QUIEN VIVE O MUERE

OSHO

Sé compasivo, sé inteligente y amoroso. Mira a los demás sin juzgarlos. No empieces a sentirte recto. No te conviertas en «Su santidad». Nunca.

EL EGO ES UN BUSCADOR DE PROBLEMAS

OSHO

El Ego es un buscador de problemas, el Ego nunca se siente bien, a gusto, con montículos; quiere montañas. Le gusta ser ¡Extraordinariamente Desdichado!

PARABOLA EL FUEGO QUE NO QUEMA

LA BIBLIA

La Luz del Amor emanaba de los ojos del Maestro. Y aunque hablaba suavemente, cada palabra resonaba en el corazón y quedaba para siempre en el alma.

EL EGO Y LA MENTE A TRAVES DE LA CONSCIENCIA

KATIE DAVIS

Katie Davis la colega de Eckhart Tolle nos trae este maravilloso escrito sobre el ego y la mente a través de la consciencia; la forma eficaz de ver la realidad.