LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

VIVE EL PRESENTE ABSOLUTO
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

 

PORTADAS DEL ESCRITOR DALAI LAMA

IMÁGENES DEL ESCRITOR DALAI LAMA

FRASES COINCIDENTES

DALAI LAMA

| FRASES | ESCRITOS |

Si una persona quiere poner a prueba a cualquier religión, debe practicar sus consejos. Así podrá descubrir su verdadero valor.

Nuestro principal propósito en esta vida es ayudar a otros. Y si no se les puede ayudar, al menos no hacerles daño.

El enojo es uno de los problemas más serios que el mundo enfrenta hoy.

Sólo el desarrollo de la compasión y la comprensión con los demás nos puede traer la tranquilidad y la felicidad que todos buscamos.

Encuentro la esperanza en el más oscuro de los días, y me centro en el más brillante. No juzgo el universo.

Si dominamos nuestra mente, vendrá la felicidad.

Si nuestra mente se ve dominada por el enojo, desperdiciaremos la mejor parte del cerebro humano: la sabiduría, la capacidad de discernir y decidir lo que está bien o mal.

El éxito y el fracaso dependen de la sabiduría y la inteligencia, que nunca pueden funcionar apropiadamente 12601

Si no perdonas por amor, perdona al menos por egoísmo, por tu propio bienestar.

La muerte nos iguala a todos. Es la misma para un hombre rico que para un animal salvaje.

Cuando uno es generoso, con la intención de recibir algo a cambio o de obtener una buena reputación o de ser aceptado, entonces no está actuando como un ser iluminado.

Cuando nos encontramos con verdadera tragedia en la vida, podemos reaccionar de dos maneras: con la pérdida de la esperanza y caer en hábitos autodestructivos, o usando el desafío para encontrar nuestra fuerza interior.

La forma de cambiar las mentes de los demás es con afecto, y no con ira.

Creo en la determinación humana. A lo largo de la historia se ha comprobado que la voluntad humana es más poderosa que las armas.

No debemos creer demasiado en los elogios. La crítica a veces es muy necesaria.

La felicidad no es algo que venga prefabricado. Viene de tus propias acciones.

Casi todas las cosas buenas que suceden en el mundo, nacen de una actitud de aprecio por lo demás.

Un buen amigo que señala errores e imperfecciones y reprende el mal, debe ser respetado como si se revelara el secreto de un tesoro escondido.

Los viejos amigos desaparecen, aparecen nuevos amigos. Es igual que los días. Un día de pasa, llega un nuevo día. Lo importante es que sea significativo: un día significativo o un amigo significativo.

Nunca se puede obtener la paz en el mundo exterior hasta que no estemos en paz con nosotros mismos.

La tolerancia y la paciencia son mucho más profundas y efectivas que la mera indiferencia.

Si alguna vez no te dan la sonrisa esperada, sé generoso y da la tuya. Porque nadie tiene tanta necesidad de una sonrisa, como aquel que no sabe sonreír a los demás.

Honrar a Dios es fundamental, pero también lo es respetar a nuestro prójimo. De hecho la verdadera adoración a Dios es posible cuando uno respeta a su prójimo.

Estoy tratando desde mi lugar de subrayar la verdadera fraternidad entre los hombres.

Un corazón abierto es una mente abierta.

Hay un dicho en tibetano, “la tragedia debe ser utilizada como una fuente de fortaleza”. No importa qué tipo de dificultades pasemos, cómo de dolorosa es la experiencia, si perdemos nuestra esperanza, ese es nuestro verdadero desastre.

Aunque haya religiones diferentes, debido a distintas culturas, lo importante es que todas coincidan en su objetivo principal: ser buena persona y ayudar a los demás.

Sea bueno siempre que sea posible. Siempre es posible.

Dales a los seres queridos alas para volar, raíces para volver y razones para quedarse.

El sueño es la mejor meditación.

Si usted piensa que es demasiado pequeño para marcar una diferencia, trate de dormir con un mosquito.

Ten en cuenta que el gran amor y los grandes logros requieren grandes riesgos.

La ira es nuestro auténtico enemigo ya que se haya en nuestra mente. La ira no cambia nunca su naturaleza. Siempre hiere y destruye. Y lo que es peor, aniquila nuestras propias fuerzas y energías.

Esa oscuridad interior que llamamos ignorancia, es la raíz del sufrimiento. A mayor luz interior, menor oscuridad. Ésta es la única forma de alcanzar la salvación.

Independientemente de si somos creyentes o agnósticos, si creemos en Dios o el karma, la ética moral es un código que todo el mundo es capaz de llevar a cabo.

Quien se transforma a sí mismo, transforma el mundo.

Siento que la armonía se basa en un sentido auténtico de la hermandad.

Elije ser optimista, te sentirás mejor.

Si un problema se puede arreglar, si se puede hacer algo al respecto con una situación, entonces no hay necesidad de preocuparse. Si no es corregible, entonces de nada ayuda preocuparse. No existe ningún beneficio en preocuparse.

Si queremos morir bien, tenemos que aprender a vivir bien.

Una mente lúcida y un buen corazón acompañados por sentimientos cálidos, son las cosas más importantes. Si la mente no se dirige a los pensamientos positivos y elevados, nunca podremos hallar la felicidad.

El problema no radica en la religión, sino en la mente humana. Los practicantes sinceros de cualquier religión, muestran cualidades humanas esenciales: simplicidad, constancia, compasión y contento.

Todas nuestras vidas empezaron con el afecto humano como primer soporte. Los niños que crecen envueltos en afecto, sonríen más y son más amables. Generalmente son más equilibrados.

Las religiones son intentos de llevar beneficios a la gente y nunca deberían ser utilizadas como terrenos de antagonismo y violencias.

El enojo, el orgullo y la competencia son nuestros verdaderos enemigos.

Mi verdadera religión es la bondad. Si la practicamos en nuestra vida, no importa si sabemos mucho o poco, o si creemos en la próxima vida o no, en Dios o en Buda. En nuestra vida cotidiana tenemos que ser pasivos. Ése es el pasaje a la luz.

Sin amor la sociedad se encuentra en estado muy crítico. Y sin él nos enfrentamos cada vez más en el futuro a graves problemas. El amor es el centro de la vida humana.

El verdadero practicante debe ser un soldado que combate incesantemente contra sus enemigos interiores.

Aunque no sabemos lo que nos depara el futuro, debemos siempre hacer algo por la vida a favor de otros.

Hablamos mucho de la paz, pero ésta sólo puede existir cuando el ambiente es propicio. Debemos crear esta atmósfera y para hacerlo debemos adaptar la actitud correcta. La paz, básicamente, debe nacer en nosotros mismos.

FRASES PALABRA ILUMINACIÓN

ILUMINACIÓN

| FRASES | ESCRITOS |

El verdadero guerrero siempre cuenta con tres armas: la radiante espada de la pacificación; el espejo de la valentía, la amistad y la sabiduría; y la piedra preciosa de la iluminación.

La intención última de Buda es conducir a todos los seres sintientes a la felicidad suprema de la iluminación mostrándoles el camino del amor supremo.

La Iluminación es un estado de perfecta libertad, ausente de toda clase de limitación subjetiva.

Descansa tus esperanzas en la base de la atención y haz tu morada en el principio de las cosas; sólo en medio del silencio esencial puedes encontrar la iluminación espiritual.

Cuando el sabio que desea alcanzar la iluminación se encuentra con dificultades o circunstancias adversas, las acepta y no permite que alteren su serenidad.

La iluminación es entender que no hay adónde ir, nada que hacer, y nadie tiene que ser excepto exactamente quién estás siendo ahora.

La iluminación espiritual es la verdadera rebelión. Destruye las ficciones. Te deja sólo con lo que existe. La consciencia esencial de tu propio ser.

En realidad el reino de los cielos existe en nuestro interior, y por eso toda alegría y toda felicidad sale de nuestro interior. No va a rescatarnos nadie. Al experimentar el amor verdadero y alcanzar la iluminación, nos salvaremos nosotros mismos.

La iluminación espiritual es caminar en lo oscuro llevando consigo la luz, cambiando sin fijación, alcanzando la fuente de la unidad suprema para responder infinitamente.

Tres venenos infunden la muerte y la perdición: el odio, la codicia y la ilusión. El Camino Moral, la Meditación y la iluminación son las vías para contrarrestarlos.

La iluminación es el estado de paz que sucede cuando el flujo de pensamientos se calma.

La iluminación espiritual es una constante invitación, a través de cada momento de nuestra vida, a abrazarnos tal como somos, con todas nuestras imperfecciones.

Si puedes ver sin que la mente intervenga eso es iluminación. Si puedes oír sin que la mente se interponga eso es iluminación.

Si tantos sabios se han esforzado tanto para lograr la iluminación espiritual, es porque es la mayor alegría que uno puede conseguir en la Tierra.

Realmente no tienes idea de la iluminación hasta que realmente sucede, hasta que te toma el control, y eso es lo que sucede, te toma el control por completo.

Aunque la espiritualidad necesita incesantemente iluminación, no debe eludir la diversión de corazón de niño en el camino hacia su destino.

Desear la Iluminación estando sumergido en lo ilusorio es como las nubes que salpican la infinitud del espacio.

Quizá la iluminación es similar a cuando un niño se da cuenta de que Santa Claus no existe y nunca lo hizo.

Llega al punto en que sólo quede el dueño de casa, sin que vengan huéspedes. Sólo entonces Dios, sólo entonces el estado de nirvana, la iluminación, la suprema luz, la verdad, o como quieras llamarlo, golpeará a tu puerta.

Moisés vio a Dios en una zarza sin mucho valor que ardía en medio del desierto. Buda alcanzó la iluminación durmiendo debajo de una higuera. Jesucristo nació en un pesebre.

Al ver que todos los placeres y lujos de este mundo no duran, que son huecos e inútiles, el apego disminuye naturalmente. Uno obtiene un gusto espontáneo por la liberación y la iluminación.

La iluminación es una sinfonía si escuchas cada nota, te deleitas en ella y la dejas pasar, sin buscar permanencia en ellas, en su discurrir está la armonía.

Aunque hayamos logrado obtener y conservar el éxito y las riquezas, que nos proporcionan placer, todavía nos quedará un rincón vacío en nuestros corazones, que sólo se llenará cuando logremos alcanzar el estado de Iluminación.

Es su derecho de nacimiento tener una vida poderosa, pacifica y significativa. Usted verdaderamente puede lograr la iluminación con una vida pacifica, porque usted ya esta iluminado ahora mismo.

La iluminación es la iluminación.

Os saludo, amigos míos, con el saludo de la paz y agradecido por vuestra paciencia al seguir mis escritos en «La iluminación» durante este tiempo.

Cuando este arrobamiento espiritual emerge en alguien que ya posee la energía, surge en el monje el arrobamiento como factor de iluminación.

La insuperable y sublime Iluminación es, en esencia, inherente a cualquier persona.

La iluminación espiritual es el esclarecimiento previo, es la percepción cuando la luz del alma fluye y se nutre constantemente desde la fuente.

En la búsqueda de la iluminación espiritual te das cuenta de que quien realmente eres no ha sido nunca tocado por ningún concepto o idea religiosa.

En la práctica del zazen para la iluminación te conviertes en un charco de descanso, sin ondas algunas de deseo, sin ir alguna parte, sin ambición alguna.

Una gran duda acaba siendo una gran Iluminación, una pequeña duda acaba siendo una pequeña Iluminación, ninguna duda da como resultado ninguna Iluminación

Hasta que alcancéis la iluminación el Maestro Espiritual es indispensable.

Cuando creemos firmemente en nuestro camino, hemos alcanzado ya la iluminación.

El ideal de la Iluminación es «El Ideal» natural para el ser humano, porque éste corresponde tanto a su naturaleza intrínseca como a sus necesidades más profundas.

¿Cuál es el indicador de la iluminación real? El indicador de la iluminación real es el incesante e insomne contentamiento.

La percepción clara y consciente del yo eterno es el único despertar o iluminación, es la única liberación ilusoria de una esclavitud ilusoria, es el despertar del sueño viviente.

El Ideal de la Iluminación no es un ideal artificial, porque para el humano éste no es una imposición arbitraria externa, sino que corresponde con su propia naturaleza.

Todos los caminos de bondad conducen a la iluminación y al despertar

Debemos lograr la iluminación antes de lograr la iluminación. No es después de haber logrado la iluminación cuando comprendemos su verdadero significado. La intención de hacer algo es de por sí la iluminación.

Hay una energía vital muy intensa contenida en el cuerpo. La energía de la Iluminación Espiritual es extremadamente enérgica que tienes que experimentar.

Busca la iluminación y nuestra vida tendra un mejor sentido.

Cuando uno trata de lograr la iluminación, se crea karma que nos gobierna y se está perdiendo el tiempo en prácticas.

No se trata en absoluto de practicar la meditación o de buscar la Iluminación; se trata de mirar dentro de uno mismo, de ver dentro de nuestra propia Naturaleza.

No hay razón para perder la risa. Si alcanzas La iluminación Espiritual o el estado extático, la risa es todo lo que queda.

La iluminación es única y real, es el estado sagrado en perfecta sintonía con Dios y con la existencia.

Quien sepa que nada depende de nada habrá encontrado el Camino. Y quien sepa que la mente depende de nada siempre está en el lugar de la iluminación.

La identificación recíproca y natural (del ego y del reflejo de la consciencia) persiste mientras se la considera real; las otras dos identificaciones se desvanecerán cuando terminen los efectos del karma y cuando surja la iluminación.

Debes cumplir con tu deber en el mundo con amor, y eso por sí solo contribuirá significativamente a tu progreso en el camino de la iluminación.

El método simple para la iluminación es conocerse primero a sí mismo.