LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

LA VERDAD TE HARÁ LIBRE
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

 

PORTADAS DEL ESCRITOR GREENPEACE

IMÁGENES DEL ESCRITOR GREENPEACE

FRASES COINCIDENTES

GREENPEACE

| FRASES | ESCRITOS |

La naturaleza no es un lujo, sino una necesidad del espíritu humano, tan vital como el agua o el buen pan.

La naturaleza no se apresura, sin embargo todo se lleva a cabo.

La naturaleza es inagotablemente sostenible si cuidamos de ella. Es nuestra responsabilidad universal pasar una tierra sana a las futuras generaciones.

Comprendemos la naturaleza resistiéndola.

Mira profundamente en la naturaleza y entonces comprenderás todo mejor.

La dominación de la naturaleza conduce a la dominación de la naturaleza humana.

El buen hombre es el amigo de todos los seres vivos.

Si realmente amas la naturaleza, encontrarás la belleza en todas partes.

La creación de mil bosques está en una bellota.

La naturaleza y el silencio van mejor juntas.

Mantén tu amor hacia la naturaleza, porque es la verdadera forma de entender el arte más y más.

Es ilógico que tengamos que luchar contra el gobierno para salvar el medio ambiente.

Elige solo una maestra; la naturaleza.

La naturaleza ha puesto en nuestras mentes un insaciable deseo de ver la verdad.

Siempre he considerado la naturaleza como la ropa de Dios.

Hay un libro abierto siempre para todos los ojos: la naturaleza.

Salvaje no es quien vive en la naturaleza, salvaje es quien la destruye.

Hay algo fundamentalmente incorrecto en tratar a la tierra como si fuese un negocio en liquidación.

Hoy he crecido más alto por caminar con los árboles.

El menor movimiento es de importancia para toda la naturaleza. El océano entero se ve afectada por un guijarro.

Los árboles son los esfuerzos de la tierra para hablar con el cielo que escucha.

La naturaleza siempre vela por la preservación del universo.

Olvidar cómo excavar la tierra y cuidar el suelo es olvidarnos de nosotros mismos.

El que ama y entiende un jardín encontrará la alegría en su interior.

En la naturaleza las cosas están mucho más separadas que las almas.

Permite que la naturaleza te enseñe la quietud.

El cielo está bajo nuestros pies, tanto como sobre nuestras cabezas.

El mundo que compartimos nos ha sido dado en confianza. Cada decisión respecto a la tierra, aire y agua que nos rodean, deberían ser tomadas con el objetivo de preservarlas de todas las generaciones que vienen.

En la tierra no hay cielo, pero hay partes de él.

En todo paseo con la naturaleza uno recibe mucho más de lo que busca.

La belleza del mundo natural está en los detalles.

La tierra tiene música para los que escuchan.

Nunca la naturaleza dice una cosa y la sabiduría otra.

Lo mejor de los animales es que no hablan mucho.

La riqueza que alcanzo viene de la naturaleza, la fuente de mi inspiración.

Solo nosotros los humanos producimos basura que la naturaleza no puede digerir.

No heredamos la tierra de nuestros ancestros, la tomamos prestada de nuestros hijos.

No hay naturaleza que sea inferior al arte, el arte imita la naturaleza de las cosas.

El hombre ha hecho de la tierra un infierno para los animales.

La naturaleza es una esfera infinita cuyo centro está en todas partes y la circunferencia en ninguna.

La naturaleza se complace con la simplicidad.

La naturaleza es el arte de Dios.

Algunas personas caminan bajo la lluvia, otras simplemente se mojan.

El que nos encontremos tan a gusto en plena naturaleza proviene de que ésta no tiene opinión sobre nosotros.

La tierra ríe en las flores.

Todo el arte no es más que la imitación de la naturaleza.

En todas las cosas de la naturaleza hay algo de lo maravilloso.

Qué extraño es que la naturaleza, aunque no toca la puerta, tampoco es una intrusa.

En lo profundo de sus raíces, todas las flores mantienen la luz.

En la naturaleza esta la preservación del mundo.

FRASES PALABRA ILUMINACIÓN

ILUMINACIÓN

| FRASES | ESCRITOS |

Cuando un hombre ha alcanzado el samadhi, la iluminación definitiva, la unión con Dios, ser uno con Dios. No vuelve a nacer, alcanza la vida eterna.

Cultiva la ecuanimidad como factor de iluminación.

Aquel que a través de su estado de iluminación ya no diferencia entre el alma inmortal y la existencia, ni tampoco entre el universo y la existencia; a este hombre se le reconoce como un liberado en vida.

La iluminación no es sólo el fin del sufrimiento y del conflicto continuo interior y exterior, sino también el fin de la temible esclavitud del pensamiento incesante.

La iluminación espiritual trae todo a una conclusión muy simple y científica. Señala claramente que todo lo que necesitas es aprender el arte de la consciencia.

Ora a Dios con lágrimas en los ojos cuando quieras iluminación o te encuentras frente a cualquier duda o dificultad. El Señor eliminará todas vuestras impurezas, aplacará vuestra angustia mental y os dará iluminación.

Realmente no tienes idea de la iluminación hasta que realmente sucede, hasta que te toma el control, y eso es lo que sucede, te toma el control por completo.

El gran obstáculo para la iluminación espiritual es que estamos funcionando en modo de supervivencia. Estamos programados para ello de forma natural.

No es que menospreciemos la idea de lograr la iluminación, sino que lo más importante es el momento actual.

Iluminación es la solución a la búsqueda de Dios y no la encuentran en un lugar externo, si no más bien la encuentran en el interior.

La iluminación sólo puede suceder cuando estás tan en silencio, tan relajado, que casi no estás. Tan sólo un puro silencio, e inmediatamente la explosión, la explosión sin fronteras de tu alma luminosa.

La iluminación espiritual no es un estado, una experiencia ni un objetivo que alcanzar en el futuro.

La iluminación espiritual es una trascendencia más allá de la mente.

La intención de hacer algo es de por sí la iluminación. Cuando sufrimos una dificultad o una desgracia, allí tenemos iluminación.

Cuando el sabio que desea alcanzar la iluminación se encuentra con dificultades o circunstancias adversas, las acepta y no permite que alteren su serenidad.

En el mercado de la iluminación unos gustan de sentirse que están en un camino espiritual y comercializan sabiduría como si tratase de una mercancía.

El ideal para todo el ser humano es la Iluminación, la Budeidad.

Conocer a los demás es sabiduría, conocerse a sí mismo es la iluminación.

La identificación recíproca y natural (del ego y del reflejo de la consciencia) persiste mientras se la considera real; las otras dos identificaciones se desvanecerán cuando terminen los efectos del karma y cuando surja la iluminación.

Dirigir la atención al interior conduce a la liberación de los sentimientos ordinarios, y te permite llegar al trascendente reino de la suprema Iluminación.

La Iluminación es un estado de visión espiritual directa, intuitiva, sin intermediarios, sin intelectualización; en el cual todo se concibe clara, directa e intensamente.

El impulso hacia la Iluminación, el impulso hacia algo más elevado y más allá de los confines del mundo es innato en todo ser vivo.

Muchos caminos conducen a la iluminación, pero en el fondo sólo hay dos: la razón y la práctica.

La Iluminación es un estado de energía inagotable y de espontaneidad absoluta, que se vuelcan continuamente en una acción creativa ininterrumpida.

Iluminación es descubrir la verdad que llevamos dentro.

Hay cristales que son necesarios eliminar para poder ver la luz interior, prescindamos de ellos aquí y ahora para lograr la iluminación espiritual.

La existencia condicional es el asiento de la Iluminación, siempre que conozcas cómo es en realidad.

La experiencia de la iluminación proviene del esfuerzo sincero tanto del maestro como del discípulo.

La comprensión del Zen para la iluminación no son prácticas que debes seguir. Es el punto de partida para experimentar continuamente el aquí y el ahora.

Hay una energía vital muy intensa contenida en el cuerpo. La energía de la Iluminación Espiritual es extremadamente enérgica que tienes que experimentar.

La iluminación espiritual significa toda aniquilación consciente de uno mismo.

La iluminación no es la consecuencia de un deseo, es una comprensión que va destruyendo la idea del yo.

Si un hombre ha alcanzado la iluminación definitiva, ser uno con dios. No vuelve a nacer, alcanza la vida eterna.

Practica el no hacer, ensalza lo humilde, corta el problema en su brote y siembra lo grande en lo pequeño para alcanzar la iluminación espiritual.

La iluminación es entender que no hay adónde ir, nada que hacer, y nadie tiene que ser excepto exactamente quién estás siendo ahora.

La Iluminación no puede alcanzarse simplemente a través de un dogma.

No existe una diferencia fundamental entre la preparación para la muerte y la práctica de la muerte, y la práctica espiritual que conduce a la iluminación.

Le dijo el río al buscador: ¿Crees realmente que hay que inquietarse por la iluminación? Por muchas vueltas que dé, yo siempre estoy rumbo a mi origen.

Es imposible buscar la iluminación o el nirvana más allá de la mente. Tu mente es el nirvana. Puedes pensar que encontrarás un buda o la iluminación más allá de la mente, pero ese sitio no existe.

Cultiva la atención consciente como factor de iluminación.

El único método para abandonar nuestra ignorancia y disfrutar de la felicidad suprema de la iluminación es alcanzar la perfección de la sabiduría en general, y la perfección superior de la sabiduría en particular.

Estudiar los Cuerpos Sutiles del ser humano y el alma a través de la ciencia espiritual es esencial para el crecimiento y la iluminación espiritual.

El despertar o la iluminación es la plena realización de la verdadera naturaleza de ese ser. Es sí mismo plenamente.

La iluminación no es un logro o una conquista, sino que consiste en regresar a casa.

Cuando creemos firmemente en nuestro camino, hemos alcanzado ya la iluminación.

El ego necesita algunos problemas. Si entiendes esto, los problemas desaparecen. De esto se trata la iluminación: una profunda comprensión de que no hay problemas.

La no-dualidad es el camino, el destino y la no diferenciación entre el sendero y la iluminación.

Los que entran en el camino con dianas y objetivos o tiene el apego a la idea de iluminación final o el despertar no puede avanzar.

La iluminación no es más que la ausencia total de resistencia a lo que es. Fin de la historia.

La iluminación siempre es repentina: No hay un progreso gradual hacia ella, porque toda gradación es de la mente y la iluminación no es de la mente.