La iluminación espiritual

Frases Rumi

Citas Rumi


Hay una canasta de pan fresco en tu cabeza y aun así vas de puerta en puerta pidiendo cortezas.

Venimos girando de la nada, esparciendo estrellas como polvo.

Deja que las aguas se asienten y veras la luna y las estrellas reflejadas en tu propio ser.

Te tomas como si fueras de un lugar y te vives como siendo un lugar, pero tu origen es el no-lugar.

Aparece como eres.

Déjate arrastrar silenciosamente por la fuerza de lo que realmente amas.

Hay una forma de respirar que es una vergüenza y un sofoco, y hay otra forma de expirar, una respiración de amor, que te permite abrirte infinitamente.

Ignora a aquellos que te hacen temeroso y triste, que te degradan hacia la enfermedad y la muerte.

Enciende tu vida. Busca aquellos que encienden tus llamas.

Aquí hay una carta para todo el mundo. ábrela. Dice; vive.

Te crees alguien en un lugar. Para quien es nadie, no hay lugar. Traslada tu residencia al no-lugar, porque ese es el lugar adecuado para nadie.

No hay alivio para la cárcel. Si huyes en busca de alivio, en el camino que tomes en tu huida, te saldrá al encuentro la calamidad.

Traslada tu tienda del lugar al no-lugar. Si trasladas tu tienda, tu ojo externo no seducirá a tu ojo interno.

Conviértete en el cielo. Lleva un hacha al muro de la prisión. Escapa.

Esa es la poderosa razón por la que la fe es el consuelo del corazón. Si la fe se debilita, hay desesperación y tormento.

La herida es el lugar por donde la luz entra en ti.

Esto es amor: volar hacia un cielo secreto, hacer caer cien velos en cada momento. El primero al dejar ir la vida. Finalmente, dar un paso sin pies.

Mi cabeza estalla con la alegría de los desconocidos. Mi corazón se expande mil veces.

Busca todos aquellos que encienden tus llamas.

Todo el día pienso en ello, luego por la noche lo digo. ¿De donde vengo y que se supone que debo hacer? No tengo ni idea. Mi alma es de otra parte, estoy seguro de eso, y tengo la intención de terminar allí.

Tus ojos ven lo que tu mente y tu corazón interpreta. Un hombre puede ver una serpiente peligrosa en lo que para otro es un cuadro de belleza.

El ojo interno se inclina a dar como real lo que da por real tu ojo externo, porque toma como real lo que le transmite el ojo externo.

Todo aquel que conoce el poder de la danza mora en Dios.

Donde hay ruina, hay esperanza para un tesoro.

Baila en medio de la lucha. Baila en tu sangre. Baila cuando seas perfectamente libre.

Tus piernas se harán pesadas y cansadas. Luego vendrá el momento de sentir las alas que has criado.

No hay camino ni escondrijo en el que no te salgan al encuentro bestias salvajes.

He vivido al borde de la locura, queriendo saber las razones y llamando a una puerta. Había estado llamando desde el interior.

Se como la noche para cubrir las faltas de los demás.

La cárcel de este mundo se convierte en un infierno a causa de la avidez de los que tienen espíritu de mendigos.

La ignorancia es la causa de que no distinga la voz interior de la voz exterior, y es la fuente de toda su incredulidad.

Pon tus pensamientos a dormir, no dejes que proyecten una sombra sobre la luna de tu corazón. Deja de pensar.

Ahora es el momento de unir al alma y el mundo. Ahora es el momento de ver la luz del sol y las tinieblas como una.

Si te irritas con cada roce, ¿como serás pulido?

Una libertad secreta se abre a través de una grieta que a penas se puede ver.

Sigue llamando y la alegría en el interior se abrirá eventualmente, y mirara quien hay ahí.

¿Por que debería quedarme en el fondo del pozo cuando una cuerda fuerte esta en mi mano?

Pero también la fantasía puede transmutar tu cobre en oro. Puedes utilizar tu fantasía para caminar.

Tienes que seguir rompiendo tu corazón hasta que se abra.

A quien es paciente y recio, un día le llega la dulce brisa y la luz.

Solo desde el corazón puedes tocar el cielo.

Tu tarea no es buscar el amor, sino buscar y encontrar las barreras dentro de ti mismo que has construido contra el.

Si te identificas con tu cuerpo, das por real lo que percibe tu ojo externo. José era una bestia de carga para sus hermanos y era como un ángel para los ojos de Jacob.

Conviértete en poesía viviente.

Vagabundeas de habitación en habitación buscando el collar de diamantes que ya esta alrededor de tu cuello.

Mantén tu corazón abierto a todo, puede llegar a ser tu mayor aliado en la búsqueda del amor y de la sabiduría en tu vida.

A medida que comienzas a andar fuera del camino, el camino aparece.

La ignorancia es la prisión de Dios. La sabiduría es el palacio de Dios.

[1/4]