LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

NO TE DEJES PROGRAMAR
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

 

EL PRINCIPITO NOS ENSEÑA AMAR

POR: ANTOINE DE SAINT-EXUPERY

No se sufre por amor, se sufre por querer, no por amar. Se sufre por apegos. Si realmente se ama, no puede sufrir, pues nada ha esperado del otro.

Imagen | El Principito nos enseña amar |

ENTRE EL AMAR Y EL QUERER

  • “Te amo” – dijo el principito…
  • “Yo también te quiero” – dijo la rosa.
  • “No es lo mismo” – respondió él…

Querer es tomar posesión de algo, de alguien. Es buscar en los demás eso que llena las expectativas personales de afecto, de compañía…Querer es hacer nuestro lo que no nos pertenece, es adueñarnos o desear algo para completarnos, porque en algún punto nos reconocemos carentes.

Querer es esperar, es apegarse a las cosas y a las personas desde nuestras necesidades. Entonces, cuando no tenemos reciprocidad hay sufrimiento. Cuando el “bien” querido no nos corresponde, nos sentimos frustrados y decepcionados.

Si quiero a alguien, tengo expectativas, espero algo. Si la otra persona no me da lo que espero, sufro. El problema es que hay una mayor probabilidad de que la otra persona tenga otras motivaciones, pues todos somos muy diferentes. Cada ser humano es un universo. Amar es desear lo mejor para el otro, aún cuando tenga motivaciones muy distintas. Amar es permitir que seas feliz, aún cuando tu camino sea diferente al mío. Es un sentimiento desinteresado que nace en un donarse, es darse por completo desde el corazón. Por esto, el amor nunca será causa de sufrimiento.

AMAR Y QUERER

Cuando una persona dice que ha sufrido por amor, en realidad ha sufrido por querer, no por amar. Se sufre por apegos. Si realmente se ama, no puede sufrir, pues nada ha esperado del otro.

Cuando amamos nos entregamos sin pedir nada a cambio, por el simple y puro placer de dar. Pero es cierto también que esta entrega, este darse, desinteresado, solo se da en el conocimiento. Solo podemos amar lo que conocemos, porque amar implica tirarse al vacío, confiar la vida y el alma. Y el alma no se indemniza. Y conocerse es justamente saber de vos, de tus alegrías, de tu paz, pero también de tus enojos, de tus luchas, de tu error. Porque el amor trasciende el enojo, la lucha, el error y no es solo para momentos de alegría.

Amar es la confianza plena de que pase lo que pase vas a estar, no porque me debas nada, no con posesión egoísta, sino estar, en silenciosa compañía. Amar es saber que no te cambia el tiempo, ni las tempestades, ni mis inviernos.

Amar es darte un lugar en mi corazón para que te quedes como padre, madre, hermano, hijo, amigo y saber que en el tuyo hay un lugar para mí. Dar amor no agota el amor, por el contrario, lo aumenta. La manera de devolver tanto amor, es abrir el corazón y dejarse amar.

  • “Ya entendí” – dijo la rosa.
  • “No lo entiendas, vívelo” – dijo el principito.

LA ESPIRITUALIDAD DEL PRINCIPITO

Los profundos dones espirituales ocultos dentro de “El Principito”.

El Principito es un libro profundamente espiritual.

El Principito es sin duda un libro infantil, pero trata algunos temas de adultos bastante serios. No hay nada edulcorado: un accidente aéreo, los peligros de la inanición en el desierto y una serpiente venenosa que, al final, causa la muerte del Principito. El mismo Principito destaca durante la historia que añora su hogar y que “es tan misterioso el país de las lágrimas” de este mundo.

En “El Principito” hay una profunda reflexión espiritual para estar en paz.

“No importa en qué desierto metafórico nos encontremos en el transcurso de nuestra vida, siempre hay un pozo oculto que la riega y la hace florecer”.

En la historia, el narrador hace un aterrizaje forzoso en el desierto con su aeroplano y al poco se encuentra con el Principito. Los dos hablan y tratan de arreglar el avión, pero el Principito parece poco preocupado sobre morir en el desierto. No es que sea un suicida; es que tiene un secreto: hasta en el desierto hay agua. “Lo que más embellece al desierto”, dice el Principito, “es el pozo que oculta en algún sitio…”.

No importa en qué desierto metafórico nos encontremos en el transcurso de nuestra vida, siempre hay un pozo oculto que la riega y la hace florecer. Para encontrarlo, debemos aprender a ver más allá de las cuestiones materiales y de nuestra situación inmediata e ir directamente al corazón de la vida.

El Principito no ignora la realidad de que la vida puede ser menos que perfecta algunas veces. Los desiertos áridos son bien reales y hay ocasiones en las que tenemos que atravesarlos, a menudo de forma inesperada. Pero el autor recuerda a sus lectores que lo que vemos con nuestros ojos físicos no revela la imagen completa.

El Principito dice: “Sólo con el corazón se puede ver bien; lo esencial es invisible para los ojos”. En otras palabras, siempre podemos extraer más de la vida si tan sólo nos tomamos el tiempo de mirar con nuestros corazones. Lo que se revela así es a menudo mucho más importante que las distracciones del mundo visible.

“Si te gusta una flor que habita en una estrella, es muy dulce mirar al cielo por la noche. Todas las estrellas han florecido”.

Para el Principito, lo que ve con su corazón es su querida rosa (y para Saint-Exupéry, la flor representaba a su esposa en la vida real). No puede ver su rosa físicamente porque está muy lejos, creciendo en su planeta natal, perdido en la vastedad del cielo nocturno. Pero como sabe que su rosa está ahí fuera en algún lugar y debido a su inquebrantable amor por su rosa, todas las estrellas del cielo parecen sonreírle alegremente. Según él mismo explica: “Si te gusta una flor que habita en una estrella, es muy dulce mirar al cielo por la noche. Todas las estrellas han florecido”.

El amor es el regalo más preciado que recibimos de Dios. Con amor, no hay adversidad, contratiempo ni dificultad que pueda arrebatarnos la belleza y la alegría de vivir, aunque en algunos momentos experimentemos la tristeza y sintamos que nos hemos estrellado en un desierto. Por encima de cualquier circunstancia, la vida es hermosa porque en el universo hay un amor tan poderoso que vencerá a todo mal.


| PORTADAS | DOBLES |
| IMÁGENES | FRASES |

| ESCRITOS AMAR | FRASES AMAR |

FRASES ANTOINE DE SAINT-EXUPERY

  • El fracaso fortifica a los fuertes.
  • Dar amor no agota el amor, por el contrario, lo aumenta. La manera de devolver tanto amor, es abrir el corazón y dejarse amar.
  • Al primer amor se le quiere más, a los otros se les quiere mejor.
  • Si queremos un mundo de paz y de justicia hay que poner decididamente la inteligencia al servicio del amor.
  • No se sufre por amor, se sufre por querer, no por amar.
  • Lo esencial es invisible para la mente.
  • Todas las personas mayores fueron al principio niños, aunque pocas de ellas lo recuerdan.

MÁS COMO: EL PRINCIPITO NOS ENSEÑA AMAR

IMAGEN WHATSAPP AMAR VERDAD LOGRAR ILUMINACION ESPIRITUAL

AMAR LA VERDAD Y LOGRAR LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

OSHO

| FRASES OSHO |

| ESCRITOS OSHO |

¿Cómo amar la verdad para lograr la iluminación espiritual? La verdad no es algo en el exterior a ser descubierto, es algo en el interior a ser conseguido.

IMAGEN WHATSAPP JUICIO CONCIENCIA AMAR JUZGAR

JUICIO Y CONCIENCIA PARA AMAR SIN JUZGAR

ROBERT SCHWARTZ

| FRASES ROBERT SCHWARTZ |

| ESCRITOS ROBERT SCHWARTZ |

El experto hipnoterapeuta Robert Schwartz de UCDM nos orienta para entender el Juicio y conciencia para amar sin juzgar y poder liberar nuestra alma.

IMAGEN WHATSAPP AMAR MEDIO AMBIENTE NATURALEZA

AMAR EL MEDIO AMBIENTE Y LA NATURALEZA

OMRAAM MIKHAEL

| FRASES OMRAAM MIKHAEL |

| ESCRITOS OMRAAM MIKHAEL |

Al amar el medio ambiente y la naturaleza, ella lo sentirá y lo trasmitirá. A la vez, todo tu ser interior vibrara con mayor fuerza y mayor intensidad.

IMAGEN WHATSAPP SOLO AMANDONOS PODEMOS AMAR DEMAS

SOLO AMÁNDONOS PODEMOS AMAR A LOS DEMÁS

ELIZABETH GILCHRIST B

| FRASES ELIZABETH GILCHRIST B |

| ESCRITOS ELIZABETH GILCHRIST B |

Solo amándonos podemos amar a los demás porque se dice por ahí que nadie puede dar lo que no tiene, así que si queremos amar, debemos empezar por amarnos.

IMAGEN WHATSAPP PERDONAR ES AMAR EN LIBERTAD

PERDONAR ES AMAR EN LIBERTAD

CARLOS CUAUHTEMOC

| FRASES CARLOS CUAUHTEMOC |

| ESCRITOS CARLOS CUAUHTEMOC |

Perdonar es un acto liberador, exclusivo de los seres espiritualmente superiores. Si perdonamos, despojamos lo que no nos permiten amar en libertad.

IMAGEN WHATSAPP EL PRINCIPITO NOS ENSENA AMAR

EL PRINCIPITO NOS ENSEÑA AMAR

ANTOINE DE SAINT-EXUPERY

| FRASES ANTOINE DE SAINT-EXUPERY |

| ESCRITOS ANTOINE DE SAINT-EXUPERY |

No se sufre por amor, se sufre por querer, no por amar. Se sufre por apegos. Si realmente se ama, no puede sufrir, pues nada ha esperado del otro.

IMAGEN WHATSAPP RESPIRAR MEDITAR Y AMAR CONSCIENTEMENTE

RESPIRAR, MEDITAR Y AMAR CONSCIENTEMENTE

THICH NHAT HANH

| FRASES THICH NHAT HANH |

| ESCRITOS THICH NHAT HANH |

Amar es estar presentes. Debes meditar y respirar, sentir que estas vivo es algo maravilloso, es un milagro, quizás el más grande de los milagros.

IMAGEN WHATSAPP TU SABES AMAR

¿TÚ SABES AMAR?

WILLIAM ESTRADA

| FRASES WILLIAM ESTRADA |

| ESCRITOS WILLIAM ESTRADA |

Si tú sabes amar, el amor se convierte en un estado de tu ser, más amplias serán las alas de tu amor, más grande es el cielo de tu ser y sanaras.

IMAGEN WHATSAPP IMPERMANENCIA PARA VOLVER AMAR

IMPERMANENCIA PARA VOLVER AMAR

PAOLA VAZQUEZ

| FRASES PAOLA VAZQUEZ |

| ESCRITOS PAOLA VAZQUEZ |

La impermanencia dejar ir, dejar fluir, libera de los apegos materiales e inmateriales, es una enseñanzas de la filosofía oriental para volver amar.

IMAGEN WHATSAPP AMOR AMAR

AMOR Y AMAR

JBN

| FRASES JBN |

| ESCRITOS JBN |

Todas las manifestaciones del espíritu son dirigidas por el ALMA y el AMOR que es imperecedero en razón de que fluye desde lo más profundo del ALMA.