LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

VIVE EL AQUÍ Y EL AHORA
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

 

PORTADAS DEL ESCRITOR PROVERBIO CHINO

IMÁGENES DEL ESCRITOR PROVERBIO CHINO

FRASES COINCIDENTES

PROVERBIO CHINO

| FRASES | ESCRITOS |

Quien quiere hacer algo encuentra un medio, quien no quiere hacer nada encuentra una excusa.

La montaña es pesada, pero una mariposa levanta a un gato en el aire.

Tu maestro puede abrir la puerta pero debes entrar solo.

Cuando te inunde una enorme alegría, no prometas nada a nadie. Cuando te domine un gran enojo, no contestes ninguna carta.

Jamás desesperes, aún estando en las más sombrías aflicciones, pues de las nubes negras cae agua limpia y fecunda.

La distancia prueba la fuerza de un caballo. El tiempo revela el carácter de una persona.

Disfruta solo los placeres del momento.

Una generación planta los árboles, y otra consigue la sombra.

Los oídos no sirven de nada a un cerebro sordo.

Si tienes un amigo, visítalo con frecuencia, pues las malas hierbas y las espinas invaden el camino por donde nadie pasa.

Solo hay un niño bello en el mundo, toda madre lo sabe.

Si el alumno no supera al maestro, ni es bueno el alumno, ni es bueno el maestro.

Siéntate a tu puerta y verás pasar el cadáver de tu enemigo.

Si el genio apunta a la Luna, el tonto mira al dedo.

La oportunidad golpea a la puerta solo una vez.

Un poco de fragancia se adhiere a la mano que da flores.

El agua demasiado pura no tiene peces.

Una gema no se pule sin frotar, ni un hombre puede ser perfeccionado sin pruebas.

La tensión es quien crees que deberías ser, la relajación es quien eres.

El tiempo es como el agua de un río. Nunca permanece, siempre diferente.

Es más fácil variar el curso de un río que el carácter de un hombre.

El amor no se trata de posesión, se trata de apreciación.

Un buen libro es un buen amigo.

Ama a tus vecinos, pero no te deshagas de la cerca.

Es más fácil saber como se hace una cosa que hacerla.

Los acontecimientos venideros proyectan sus sombras delante de ellos.

El que pregunta es un tonto por cinco minutos, pero el que no pregunta sigue siendo un tonto para siempre.

Cuando menos lo merezca, ya que es cuando más lo necesito.

Las cosas no valen por el tiempo que duran, sino por las huellas que dejan.

Afortunado el que vive tiempos tranquilos.

Un hombre debería elegir un amigo que sea mejor que él mismo. Hay muchos conocidos en el mundo; pero muy pocos amigos reales.

No coloques el puchero en el fuego si el ciervo aún corre en el bosque.

Todos los ríos van al mar, pero el mar no se desborda.

Cuando llegues a la última página, cierra el libro.

La crueldad es la fuerza de los cobardes.

No confines a tus hijos a tu propio aprendizaje, porque ellos nacieron en otro tiempo.

Sólo se tiran piedras al árbol cargado de frutos.

No tengas miedo de crecer lentamente, teme sólo quedarte estancado.

Dime y olvidaré, muéstrame y podría recordar, involúcrame y entenderé.

La vida de un niño es como un pedazo de papel en el que cada persona deja una marca.

No basta ir a pescar peces con buena intención. También se necesita llevar red.

El corazón jamás habla, pero hay que escucharlo para entender.

La persona que quita una montaña comienza llevando piedras pequeñas.

Quien no comprende una mirada tampoco comprenderá una larga explicación.

Un hombre es sabio mientras busca la sabiduría; si llega a creer que la ha encontrado, se convierte en idiota.

Se aprende poco con la victoria, en cambio mucho con la derrota.

Quien se empeña en pegarle una pedrada a la luna no lo conseguirá, pero terminará sabiendo manejar la honda.

Haz feliz a aquellos que están cerca y aquellos que estén lejos vendrán.

Y ten paciencia con la maquinación de los envidiosos, porque tu paciencia los matará, porque el fuego se come a sí mismo si no encuentra a quien comerse.

Nada sienta mejor al cuerpo que el crecimiento del espíritu.

FRASES PALABRA ILUMINACIÓN

ILUMINACIÓN

| FRASES | ESCRITOS |

Maestro, qué conseguiré al alcanzar el Satori, iluminación Espiritual preguntó el joven. Conseguirás llegar a casa por la noche y dormir plácidamente.

Practica el no hacer, ensalza lo humilde, corta el problema en su brote y siembra lo grande en lo pequeño para alcanzar la iluminación espiritual.

El camino de la Iluminación es natural.

Comprender la existencia armoniosa del aquí y el ahora es la esencia del Dharma y la espiritualidad. El Dharma es un camino a La Iluminación Espiritual.

La iluminación no sólo es atemporal. También es hermosa, verdadera e indestructible. Más que cualquier cosa separable o condicionada.

En el mercado de la iluminación unos gustan de sentirse que están en un camino espiritual y comercializan sabiduría como si tratase de una mercancía.

¿Cuál es el indicador de la iluminación real? El indicador de la iluminación real es el incesante e insomne contentamiento.

La iluminación consiste en encender el arbol de navidad interior.

Dirigir la atención al interior conduce a la liberación de los sentimientos ordinarios, y te permite llegar al trascendente reino de la suprema Iluminación.

Quizá la iluminación es similar a cuando un niño se da cuenta de que Santa Claus no existe y nunca lo hizo.

La iluminación siempre esta ahí. La pequeña iluminación traerá la gran iluminación. Si respiras y eres consciente de que estas vivo, de que puedes tocar el milagro de estar vivo, ese es un tipo de iluminación.

Muchos caminos conducen a la iluminación, pero en el fondo sólo hay dos: la razón y la práctica.

Iluminación es la solución a la búsqueda de Dios y no la encuentran en un lugar externo, si no más bien la encuentran en el interior.

Aquellos que perfeccionan sus mentes en los Factores de Iluminación, sin ataduras, deleitándose en el abandono de la avidez, esos, libres de corrupción, esclarecidos, alcanzan el Nirvana incluso en este mundo.

El secreto de la iluminación evolutiva es la convicción inequívoca de que eso existe, es el descubrimiento de la no-dualidad, es la revelación mística perenne de que eso es y yo soy eso.

No hacemos a la ligera la idea de la iluminación, pero lo más importante es este momento, no hay algún día en el futuro. Tenemos que hacer nuestros esfuerzos ahora mismo. Esto es lo más importante para nuestra práctica.

Estudiar los Cuerpos Sutiles del ser humano y el alma a través de la ciencia espiritual es esencial para el crecimiento y la iluminación espiritual.

La iluminación espiritual es caminar en lo oscuro llevando consigo la luz, cambiando sin fijación, alcanzando la fuente de la unidad suprema para responder infinitamente.

La iluminación es la intimidad con todas las cosas.

El desapego es iluminación porque niega las apariencias.

La iluminación nunca pone obstáculos a la verdad, su luz, sabe que ella siempre encuentra su camino.

Cuando en el budismo hablamos de la Iluminación, nos referimos a este estado de Conocimiento Superior, Amor, Compasión y Energía.

Iluminación: estás constantemente buscando un nuevo terreno donde no sabes cómo caminar, eso es un proceso espiritual.

El despertar es un instante de comprensión, donde se hace evidente que la falta de iluminación era solo un pensamiento, una creencia de que no era libre.

No crear falsas ilusiones es la iluminación.

Dentro del espíritu renovador de la página de LA iluminación de buscar la paz espiritual examinando temas que aparentemente son en extremo polémicos.

La mente es el mayor obstáculo a la iluminación espiritual, ella te utiliza inconscientemente, te identificas con ella, eres su esclavo.

Cuando permanece así, atentamente consciente, examinando e investigando el Dharma, aparece en el monje, la investigación de las cualidades como factor de iluminación.

Una gran duda acaba siendo una gran Iluminación, una pequeña duda acaba siendo una pequeña Iluminación, ninguna duda da como resultado ninguna Iluminación

Un pensamiento que se apegue a los objetos de los sentidos es la ignorancia, mientras que un pensamiento que nos libere del apego es la iluminación.

El aquí y el ahora nunca se te volverá a escapar si tienes una comprensión correcta de La Iluminación en el Zen, un entendimiento que te dará paz y calma.

La iluminación es el presente en calma en el medio de la marea mental que nos lleva adelante y atrás.

¿Qué es más importante: alcanzar la iluminación o alcanzar la iluminación antes de alcanzar la iluminación?

Desear la Iluminación estando sumergido en lo ilusorio es como las nubes que salpican la infinitud del espacio.

Cuando un hombre ha alcanzado el samadhi, la iluminación definitiva, la unión con Dios, ser uno con Dios. No vuelve a nacer, alcanza la vida eterna.

Buda no nació siendo un hombre extraordinario, alcanzó la iluminación como resultado de su propio esfuerzo, desarrollando al máximo su potencial, que tan solo era una semilla.

Ten el valor de utilizar tu propio razonamiento. Ese es el lema de la iluminación.

El no-tiempo, la no-dualidad. Es la iluminación evolutiva a la consciencia de unidad, es la inmediatez liberadora del presente eterno sin principio ni fin.

La práctica-realización de la iluminación completa, es conciencia fundamental de la realidad más allá del dualismo. Es darse cuenta de la realidad y experimentar esa realidad.

Hay ricos que creen que: LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL ESTÁ EN VENTA.

Aunque hayamos logrado obtener y conservar el éxito y las riquezas, que nos proporcionan placer, todavía nos quedará un rincón vacío en nuestros corazones, que sólo se llenará cuando logremos alcanzar el estado de Iluminación.

La Iluminación Espiritual es desaparecer todo EGO, y toda preocupación.

La iluminación no es la consecuencia de un deseo, es una comprensión que va destruyendo la idea del yo.

Al permanecer aquietado no se mira la mente como punto de referencia de quien eres. Lo que realmente eres no es ninguna idea de ignorancia o de iluminación.

Cuando permaneces sumergido en lo ilusorio, no percibes con claridad el contenido de la Iluminación.

La iluminación es el entendimiento de que esto es todo, de que esto es perfecto, de que esto es. La iluminación no es un logro, es el entendimiento de que no hay nada que lograr; ningún lugar al que ir.

La iluminación entiende quién estás siendo ahora.

Estar despierto es aceptarlo todo, no como ley, no como sacrificio, ni como esfuerzo, sino por iluminación.

Si puedes ver las cosas desde tu estado mental original, puede decirse que has reconocido la esencia de la mente, lo cual equivale a la iluminación suprema.

La iluminación es un fenómeno sorpresa, que abre en el ser humano la puerta a la grandeza divina y que viene acompañado de dos cambios sustanciales: el desmoronamiento del ego y la trascendencia del ser, del mundo finito a lo infinito.