LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

LIBÉRATE DE LO MUNDANO
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

 

GRÁFICOS ESCRITOR MARCIA VALVERDE

IMÁGENES ESCRITOR MARCIA VALVERDE

FRASES COINCIDENTES

MARCIA VALVERDE

| FRASES | ESCRITOS |

Las razones por las que nuestra energía se puede llegar a debilitar o romper son muchas. Es muy común que después de un enojo la energía se debilite.

FRASES PALABRA ILUMINACIÓN

ILUMINACIÓN

| FRASES | ESCRITOS |

La iluminación es simplemente la profunda comprensión de que todo es, como debe ser.

La Iluminación es como alguien que vuelve a su hogar: todo le resulta familiar, en ese ambiente se siente cómodo y claro, no tiene ningún pensamiento de duda o confusión.

No tengas la arrogancia de pretender que buscas la Iluminación; la Iluminación no puede verse.

Tres venenos infunden la muerte y la perdición: el odio, la codicia y la ilusión. El Camino Moral, la Meditación y la iluminación son las vías para contrarrestarlos.

Cultiva la concentración como factor de iluminación.

¿Cómo amar la verdad para lograr la iluminación espiritual? La verdad no es algo en el exterior a ser descubierto, es algo en el interior a ser conseguido.

La iluminación es una condición en la que hemos llegado al final de esta relación con la experiencia humana dolorosamente centrada en el yo.

Todos los caminos de bondad conducen a la iluminación y al despertar

La Iluminación es un estado de visión Trascendental, libre de toda ignorancia y puntos de vista erróneo.

La iluminación es el estado de paz que sucede cuando el flujo de pensamientos se calma.

La Iluminación es un estado de energía mental y espiritual inagotable e inconmensurable.

La iluminación significa que no hay nada a lo que aferrarse. Ni siquiera la iluminación.

En el mercado de la iluminación unos gustan de sentirse que están en un camino espiritual y comercializan sabiduría como si tratase de una mercancía.

El método simple para la iluminación es conocerse primero a sí mismo.

La Iluminación es un estado de perfecta libertad, ausente de toda clase de limitación subjetiva.

La Iluminación es un estado de visión espiritual directa, intuitiva, sin intermediarios, sin intelectualización; en el cual todo se concibe clara, directa e intensamente.

Debemos lograr la iluminación antes de lograr la iluminación. No es después de haber logrado la iluminación cuando comprendemos su verdadero significado. La intención de hacer algo es de por sí la iluminación.

La comprensión del Zen para la iluminación no son prácticas que debes seguir. Es el punto de partida para experimentar continuamente el aquí y el ahora.

¿Qué es más importante: alcanzar la iluminación o alcanzar la iluminación antes de alcanzar la iluminación?

Hasta que alcancéis la iluminación confiad en vuestro Guía Espiritual.

La meditación es un modo de vida. No es una actividad; es tu ser mismo. Tiene que ser constante, tiene que ser continua; tiene que serlo. Debe transformarse en una continuidad cristalizada. Sólo entonces se produce la iluminación; nunca antes.

Quien sepa que nada depende de nada habrá encontrado el Camino. Y quien sepa que la mente depende de nada siempre está en el lugar de la iluminación.

Hay cristales que son necesarios eliminar para poder ver la luz interior, prescindamos de ellos aquí y ahora para lograr la iluminación espiritual.

Descansa tus esperanzas en la base de la atención y haz tu morada en el principio de las cosas; sólo en medio del silencio esencial puedes encontrar la iluminación espiritual.

Si puedes ver sin que la mente intervenga eso es iluminación. Si puedes oír sin que la mente se interponga eso es iluminación.

La experiencia Zen, de la iluminación o de Satori, trasciende toda categoría de pensamiento, no se interesa en ninguna abstracción ni conceptualización.

Percibir la naturaleza esencial y la Iluminación va más allá del tiempo.

Alcancemos la iluminación en la vida cotidiana.

El único paso vital en tu camino hacia la iluminación es este: aprende a dejar de identificarte con tu mente. Cada vez que creas una brecha en el fluir de la mente, la luz de la conciencia se vuelve más fuerte.

La iluminación es la clave de todo, y es la clave para la intimidad, ya que es la meta de la verdadera autenticidad.

Alineación es iluminación.

El aquí y el ahora nunca se te volverá a escapar si tienes una comprensión correcta de La Iluminación en el Zen, un entendimiento que te dará paz y calma.

La iluminación es la iluminación.

Un pensamiento que se apegue a los objetos de los sentidos es la ignorancia, mientras que un pensamiento que nos libere del apego es la iluminación.

La iluminación entiende quién estás siendo ahora.

La mente trabaja en el pasado, por lo que solo puede usar el pasado, que es lo conocido, mientras que la iluminación es un estado en el que siempre estás en lo desconocido, por lo que no puedes pensar en ello.

La iluminación es transformación que acontece por sí sola cuando hay plena consciencia y aceptación.

Expresado en la terminología budista, debemos comenzar con la iluminación y proseguir hacia la práctica y luego hacia el pensar.

En realidad el reino de los cielos existe en nuestro interior, y por eso toda alegría y toda felicidad sale de nuestro interior. No va a rescatarnos nadie. Al experimentar el amor verdadero y alcanzar la iluminación, nos salvaremos nosotros mismos.

La iluminación no es un logro o una conquista, sino que consiste en regresar a casa.

YO SOY la plena comprensión e iluminación de esta cosa que quiero saber y comprender.

Cuando la mente de alguien que está feliz y cuyo cuerpo está calmado, está concentrada, aparece en él la concentración como factor de iluminación.

Una vez alcanzada la iluminación, esta distinción dualista entre cuerpo y mente deja de existir. Se podría decir que ambos comienzan a funcionar en la misma frecuencia. Pero hasta entonces, los dos son necesarios y deben desarrollarse por igual.

Despertar es salirnos del tiempo y del espacio, del pasado y del futuro, del lamento y la anticipación y de la búsqueda de diferentes estados y experiencias, incluso abandonar la búsqueda de la iluminación espiritual.

La iluminación se une a las energías colectivas útiles y centradas en el amor, lo bueno y lo verdadero.

Cuando en el budismo hablamos de la Iluminación, nos referimos a este estado de Conocimiento Superior, Amor, Compasión y Energía.

Para tener buena salud, encontrar la felicidad verdadera en la familia y traer paz a todos, el hombre debe primero controlar su propia mente. Si lo logra, habrá llegado a la iluminación, y toda la sabiduría y virtud vendrán naturalmente a él.

La Iluminación Espiritual es comprender que todo ES, como debe SER.

Si todavía no has llegado al estado de la auténtica Iluminación, debes saber que cualquier teoría referente a dirigir la atención al interior; o sobre la introspección, es engañarse a sí mismo.

Un hombre común busca la libertad a través de la iluminación. Un hombre iluminado expresa la libertad a través de ser ordinario.