LA ILUMINACIÓN ESPIRITUAL

TU LUZ INTERIOR
ESCRITOS Y CUENTOS CON SABIDURÍA
   
ESCRITOS Y CUENTOS PARA EL CRECIMIENTO Y CONOCIMIENTO INTERIOR

BUSCAR


       
   

FRASES OTROS

FRASES Y CITAS OTROS

Frases de Otros sobre espiritualidad y crecimiento

FRASES OTROS

ESCRITOS OTROS

Comprender a otros es de sabios, comprenderse es estar iluminado. El que vence es fuerte, pero el que se vence es poderoso.

¿Tendrá la tierra oportunidad de salvarse? no es necesario preguntar de qué, porque es de de lo que ya conocemos y vemos a diario: contaminación. Lo que realmente nos puede destruir es nosotros mismos.

No reaccionar al EGO de los otros, es una de las maneras más eficaces de superar el propio EGO.

La vida es todo lo que pasa mientras te ocupas haciendo otros planes.

Conocer a los otros es sabiduría conocerte a ti mismo es iluminación.

Los iluminados solo se han dado cuenta antes de lo que todavía otros no.

Aunque muchas personas lo ignoren, las estatuas del Buddha, como muchos otros objetos de arte budistas no son, estrictamente hablando, símbolos de la divinidad, sino representaciones de estados mentales.

Nosotros mismos no podemos poner ningún hechizo mágico en este mundo. El mundo es su propia magia.

Cuando no esperamos nada, podemos ser nosotros mismos. Este es nuestro camino, vivir plenamente en cada momento.

Al reflexionar sobre nuestros problemas, debemos incluirnos a nosotros mismos.

Sin aceptar el hecho de que todo cambia, no podemos encontrar la compostura perfecta. Pero desafortunadamente, aunque es cierto, es difícil para nosotros aceptarlo. Debido a que no podemos aceptar la verdad de la transición, sufrimos.

Cada uno de nosotros debe tomar su propio camino verdadero, y cuando lo hagamos, de esta manera expresaremos el camino universal.

Sin aceptar el hecho de que todo cambia, que no podemos encontrar perfecta compostura. Pero, por desgracia, si bien es cierto, es difícil para nosotros lo aceptamos. Porque no podemos aceptar la verdad de la fugacidad, sufrimos.

Nuestro propósito es sacarnos las máscaras que impiden que esta inteligencia fluya en nuestro interior y que esta mente superior se exprese a través de nosotros.

Si nos aceptamos a nosotros mismos como la personificación de la verdad o la naturaleza de Buda, no tenemos preocupación alguna.

Liberándonos de los roles que nosotros creamos, nos encontraremos unidos a la unidad YO SOY.

La separación del Yo Superior de la unidad espiritual sucede en el instante en el que me identifico con los roles que hemos creado o que crearon otros.

El estar enamorado muestra que somos capaces de tender un puente en el espacio de separación que existe entre el mundo espiritual y nosotros.

La palabra YO nos da la ilusión de que hay UNO en medio de una gran multitud. Pero esa gran multitud es la cantidad enorme de aspectos conviven en nosotros.

La sociedad lo necesita. Algunos grandes filósofos, artistas, investigadores, escritores y otros han completado su trabajo siendo mayores de ochenta años.

El principio vital no envía ni enfermedades, ni accidentes, ni sufrimientos. Nosotros atraemos estas cosas sobre sí mismos por nuestros propios pensamientos destructivos negativos basados en la ley lo que sembramos, recogeremos.

No existe virtud en la pobreza. Es una enfermedad mental y sólo vosotros mismos podéis desarraigar o curar esta enfermedad para siempre.

Es normal estar sano; es anormal estar enfermo. Recuerde que dentro de nosotros mismos está el principio de armonía.

Cuando rece por otra persona, tenga presente que su sabiduría interior puede modificar los moldes negativos en la mente de otros con resultados estupendos.

Nosotros los humanos estamos más preocupados por tener que por ser.

La ciencia describe y explica la realidad, pero la literatura expresa lo que supone para nosotros formar parte de esa realidad.

El problema no son las preguntas que los infantes formulan, sino las que nosotros nos tenemos que hacer luego.

La publicidad es una fábrica de sueños, de inventos maravillosos, que nosotros creamos en nuestro interior y que ella materializa en el exterior.

El problema no son las preguntas que los niños formulan, sino las que nosotros nos tenemos que hacer luego.

El mismo Dios que prohíbe que los hombres se asesinen unos a otros es el que ha establecido que la muerte es el precepto universal que prolonga la vida: morimos para que los demás puedan vivir.

El deseo de tener más y más dinero, tampoco me parece del todo sano. La verdad es que las cosas que tenemos nos tienen ellas también a nosotros en contrapartida: lo que poseemos nos posee.

Las preguntas que uno se pregunta empezar, por lo menos, para iluminar el mundo, y se convierten en una clave de la experiencia de otros.

La vida es trágica, simplemente porque la tierra gira y sale el sol inexorablemente y fija, y un día, para cada uno de nosotros, el sol pasará a la última, la última vez.

Si nosotros tuviéramos una visión plena de la verdad, ya no buscaríamos a Dios, sino que seríamos uno con él, porque la verdad es Dios.

Todo lo que es bueno, malo o neutro para nosotros es una proyección de nuestra mente y no existe fuera de ella.

Nuestro enfado nunca nos ayuda a nosotros y el de los demás tampoco les ayuda a ellos.

Hemos de comprender que los problemas no existen fuera de nosotros mismos, sino que son parte de nuestra mente que experimenta sensaciones desagradables.

Cuando el infierno son los otros, el paraíso no es uno mismo.

La muerte se lleva todo lo que no fue, pero nosotros nos quedamos con lo que tuvimos.

Quizá eso nos haya unido. Tal vez unido no sea la palabra más apropiada. Me refiero al odio implacable que cada uno de nosotros siente por su propio rostro.

Yo amo, tú amas, el ama, nosotros amamos, vosotros amáis, ellos aman. Ojalá no fuese conjugación sino realidad.

Para introducir el silencio en vosotros, debéis intentar crear la armonía en el cuerpo físico, en los sentimientos y en los pensamientos.

Si no podemos amarnos… no podemos abrir el amor a otros y el potencial para crear.

Hay lugares que recordaré toda mi vida, aunque algunos han cambiado. Algunos para siempre, no para mejor. Algunos se han ido y otros permanecen. Todos estos lugares tienen sus momentos.

Mi rol en la sociedad o el de cualquier artista o poeta es intentar expresar lo que sentimos. No decirle a la gente qué sentir. No como un predicador, no como un líder, sino como un reflejo de todos nosotros.

Creo que lo que la gente llama Dios es algo que está en todos nosotros.

Imagina a todo el mundo viviendo en paz. Puede que digáis que soy un soñador, pero no soy el único. Espero que algún día os unáis a nosotros, y el mundo será uno.

La vida es lo que pasa mientras estás ocupado haciendo otros planes.

Todos tenemos a Hitler en nosotros, pero también tenemos amor y paz. Entonces, ¿por qué no darle la oportunidad a la paz por una vez?

Mi papel en la sociedad, o el papel de cualquier artista o poeta, es tratar de expresar lo que todos sentimos. No decirle a la gente cómo sentirse. No como un predicador, no como un líder, sino como un reflejo de todos nosotros.

Imagina toda la gente viviendo la vida en paz. Podrás decir que soy un soñador pero no soy el único. Espero que algún día te unas a nosotros, y el mundo será uno solo.

La vida es lo que sucede mientras estás ocupado haciendo otros planes

Juzgamos a los demás porque no nos atrevemos con nosotros mismos.

El cumplimiento de la ley es el amor. ¿Alguna vez pensaste lo que él quiso decir con eso? En aquellos días, los hombres estaban trabajando en el pasaje al Cielo guardando los Diez Mandamientos y los otros ciento diez mandamientos fabricados con ellos.

Si tratamos de influir o elevar a otros, pronto veremos que el éxito es proporcional a su creencia de nuestra fe en ellos.

Me pregunto por qué no todos somos más amables entre nosotros ... ¡Cuánto lo necesita el mundo! ¡Con qué facilidad se hace!

En un estado de aceptación, gozo o entusiasmo, descubrimos que estamos creando felicidad para nosotros y para los demás.

Si no tenemos paz en la mente, la comodidad exterior no hará más por nosotros que una zapatilla de oro en un pie con gota.

Para unirnos al universo necesitamos deshacernos de los límites que no imponemos nosotros mismos.

La ley de Impermanencia, nos recuerda que nada podemos hacer más que aceptar el cambio y la transitoriedad, no solo de lo que nos rodea sino también de nosotros mismos como presencia.

La falta de conciencia de la Ley Universal de la Impermanencia hace que también no nos podamos ver a nosotros mismos de maneras distintas a cómo éramos tiempo atrás.

Mientras estamos en el cuerpo físico, nuestra alma se comunica con nosotros a través de los sentimientos.

Creemos que somos individuos distintos y separados unos de otros, y del Espíritu.

Para el alma no hay maldad en ninguna experiencia, y el tiempo que tardamos en aprender algo como el amor a nosotros mismos no tiene importancia.

Sólo cuando estamos en un cuerpo, y aparentemente separados unos de otros, expresamos falta de compasión en nuestros juicios.

Venimos juntos y nos casamos para enseñar y aprender los unos de los otros, y para equilibrar el karma.

Llorar porque queremos es un modo amoroso y benévolo de cuidar de nosotros mismos.

Nosotros decidimos lo que queremos y lo que no queremos hacer.

Comprender la indeleble huella que cada uno de nosotros dejamos en el mundo es enfrentarnos cara a cara con una gran responsabilidad.

Cuando nos demos cuenta de que no es nada personal, y de que es algo que nosotros hemos elegido, nuestra perspectiva cambiará.

Nadie muere sin su propio consentimiento. Esa es la base del perdón hacia vosotros. Ahí yace vuestra paz.

Cada uno de nosotros puede provocar un impacto mucho mayor de lo que imaginamos.

Nosotros somos el gran amor de nuestras vidas.

En la personalidad, lo que se aprende debe enseñarse a otros, ya sea a una sola persona o escribiendo un libro que llegue al mundo entero.

Nosotros podamos tener las experiencias de crecimiento que buscamos.

Los temores ocultan el recuerdo de nosotros mismos como almas eternas.

Donde el ego crea una sensación de separación de los demás, y donde el miedo a veces se lleva lo mejor de nosotros puede resultar un desafío.

[1/16]

AUTORES RECOMENDADOS

ALAN WATTS
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ALBERT EINSTEIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BARRY LONG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

BUDA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

CARL GUSTAV JUNG
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

DEEPAK CHOPRA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

ECKHART TOLLE
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

EL KYBALION
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

FACUNDO CABRAL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

GONZALO GALLO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JEBUNA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JESUS EL CRISTO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

JOE DISPENZA
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

LEON TOLSTOI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MAHATMA GANDHI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

MOOJI
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OMRAAM MIKHAEL
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

OSHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

PAULO COELHO
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

RAJINDER SINGH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SADHGURU JAGGI VASUDEV
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

SAINT GERMAIN
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

THICH NHAT HANH
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES 

WAYNE DYER
IMÁGENES  ESCRITOS  FRASES