La iluminación espiritual

Frases Maestros

Citas Maestros


Los que saben como pensar no necesitan maestros.

Las combinaciones han sido siempre el aspecto más intrigante del ajedrez. Los maestros las buscan, el público las aplaude, los críticos las alaban.

Los Maestros practican estos Oriyas.

Si vuestro ojo es lo suficientemente capaz de ver buenas cualidades en otros que aparentemente son inferiores a vosotros, entonces ellos pueden ser vuestros maestros.

Muchas son las cátedras universitarias, pero escasos los maestros sabios y nobles. Muchas y grandes son las aulas, mas no abundan los jóvenes con verdadera sed de verdad y justicia.

Puede ser que el Buda, Jesús, Mahoma, Lao Tse, Sócrates, Pitágoras, Confucio, San Francisco de Asís y tanto otros maestros de la humanidad, no hayan coincidido en su visión sobre cual es la verdadera naturaleza del Universo, pero en cambio si fueron muy similares sus preceptos éticos y sus propuestas de acción mundana. Todos ellos coincidieron en que la persecución de bienes materiales por si misma era un objetivo errado promoviendo todos ellos, en cambio, formas de vida más austeras que apunten prioritariamente a la búsqueda de la auto-realización espiritual y el vínculo virtuoso con el mundo circundante. De diferentes maneras y lenguajes, todos ellos expresaron que mientras nuestros afanes persiguieran logros materiales exclusivamente, ello nos llevaría al desastre. Y es casualmente hacia allí adonde estamos dirigiéndonos.

Aquellos que saben pensar no necesitan maestros.

El Amor por su ubicuidad, su fogosidad y el espectro innumerable de sus formas, extraña potencia, ha intrigado y fascinado desde siempre a los maestros del pensamiento humano.

La sabiduría adviene solo cuando hay plenitud de acción, cuando hay completa percepción sensible de todo su ser en la acción; entonces vera que todos los libros y maestros que pretenden guiarlo hacia la sabiduría, nada pueden enseñarle.

Sabía usted que hay personas que no ven a Dios en los Maestros Orientales.

Uno mira hacia atrás con agradecimiento a los maestros brillantes, pero con gratitud a aquellos que tocaron nuestros sentimientos humanos.

Interesante polémica de Maestros de avanzada sobre La naturaleza de una vida religiosa que nos harán entender en profundidad el cuento religioso.

Muchas vidas, muchos maestros.

Es inútil tratar de convencer a alguien de que vea las cosas como nosotros. Hasta quienes se creen maestros iluminados ven su relativamente teñida y distorsionada realidad. Todo es cuestión de grados y niveles.

Con mis maestros he aprendido mucho; con mis colegas, mas; con mis alumnos todavía mas.

Los verdaderos maestros son aquellos que han elegido ganarse la vida en lugar de ganarse la vida.

Si se aprende a abrir el corazón, todos, incluso las personas que nos vuelven locos, pueden ser nuestros maestros.

Sabía usted que donde hay intereses económicos no puede haber Maestros Espirituales.

Un autentico Maestro no es aquel que tiene mas discípulos, sino aquel que crea mas Maestros.

Sabía usted que desde los tiempos antiguos, los maestros espirituales de la mayoría de las religiones han señalado al Ahora como la llave de entrada a la dimensión espiritual.

Tus errores son tus grandes maestros. El único error posible es no seguir tu voz interior.

En lugar de condenarlos, deberíamos dar las gracias a estos seres por ser nuestros maestros.

Incluso los mejores grandes maestros del mundo han tenido que trabajar duro para adquirir la técnica de los finales de torre.

Aprender es descubrir lo que ya sabes. Actuar es demostrar que lo sabes. Enseñar es recordarles a los demás que saben tanto como tu. Sois todos aprendices, ejecutores, maestros.

Los que han alcanzado la iluminación nunca cesan de trabajarse a si mismos. La comprensión de tales maestros no puede expresarse en palabras o en teorías. Las acciones mas perfectas son el eco de patrones que se encuentran en la naturaleza.

Los maestros religiosos indios de todos los tiempos han asegurado que el consumo de carne y una vida armoniosa son conceptos incompatibles.

La mayoría de los ajedrecistas saben, gracias al estudio de las partidas de maestros, que dos alfiles son más fuertes que dos caballos o que un alfil y un caballo, aunque muy pocos conocen la razón de esta ventaja y cómo aprovecharla.

Las puertas de la sabiduría y el aprendizaje están siempre abiertas. Las barreras, bloques, obstáculos y problemas personales, son maestros dándome la oportunidad de moverme del pasado a la totalidad de posibilidades.

Desde el centro donde la voluntad de Dios es conocida, Que el propósito guie a las pequeñas voluntades de los hombres. El propósito que los Maestros conocen y sirven.

Cada casa es una universidad y los padres son los maestros.

La iluminación espiritual no puede ser dado, quitado ni perdido, por lo tanto no tenemos que convertirnos ni en maestros ni en discípulos.

Hay dos tipos de Maestros. Los que te hacen sentir bien con lo que eres y los que te hacen despertar de lo que eres.

La naturaleza ha colocado al genero humano bajo el gobierno de dos maestros soberanos, el dolor y el placer. Solo por ello establecemos lo que debemos hacer y determinamos lo que vamos a hacer.

He vivido con muchos maestros Zen, muchos de ellos eran gatos.

En el Ajedrez, tal como es jugado por los Maestros, prácticamente la suerte es eliminada.

La inteligencia emocional comienza a desarrollarse en los primeros años. Todos los intercambios sociales que los niños tienen con sus padres, maestros y entre ellos, llevan mensajes emociónales.

Del hablador he aprendido a callar; del intolerante, a ser indulgente, y del malévolo a tratar a los demás con amabilidad. Y por curioso que parezca, no siento ninguna gratitud hacia esos maestros.

El verdadero beneficio de estudiar las enseñanzas del Buda y las declaraciones de maestros iluminados es inspirarnos para cambiar la forma en que pensamos, hablamos y nos comportamos, lo que nos hará mas civiles, gentiles y pacíficos.

El Amor. Por su ubicuidad, su fogosidad y el espectro innumerable de sus formas, esta extraña potencia ha intrigado y fascinado desde siempre a los maestros del pensamiento humano.

Conservar el cuerpo joven durante millones de años, y no morir jamás, fue siempre el mas grande anhelo de los grandes maestros de la Alquimia.

Si quieres viajar por el camino de los Budas y los maestros zen, entonces no esperes nada, no busques nada, y no comprendas nada.

He aprendido el silencio del hablador, la tolerancia de los intolerantes y la bondad de los malos. Sin embargo, por extraño que parezca, soy desagradecido con esos maestros.

Si se puede cultivar la actitud correcta, tus enemigos son tus mejores maestros espirituales, porque su presencia te ofrece la oportunidad de mejorar y desarrollar la tolerancia, la paciencia y la comprensión.

Sabía usted que estos controladores son aquellos que desean controlar nuestro destino y son maestros de la proyección del miedo.

Hasta que no se alcance la experiencia directa de Yo soy Brahmán debemos vivir valores de auto-control, etc., y practicar la escucha de maestros, la lectura de la Escrituras, y reflexionar y meditar diariamente sobre esas ideas.

El mundo esta lleno de genios, pero hacen falta mas maestros.

Sabía usted que los árboles son verdaderos Maestros.

Antes de dar al pueblo sacerdotes, soldados y maestros, seria oportuno saber si no se esta muriendo de hambre.

[1/2]