La iluminacion en la mujer

LA PACIENCIA ES LA LLAVE DEL PARAISO

Imagen: LA PACIENCIA ES LA LLAVE DEL PARAISO, CRECIMIENTO, PARAISO, MORALEJAS, LA-PACIENCIA-ES-LA-LLAVE-DEL-PARAISO

Categoría: CRECIMIENTO

Un proverbio turco afirma que "la paciencia es la llave del paraíso"
o sea de la felicidad y la paz interior.

Paciencia es la suma de aceptación y fortaleza que tienes para afrontar los obstáculos y saber esperar. Paciencia es entender con serenidad que el mundo y los demás tienen su propio ritmo.

La verdad es que sólo eres paciente con los demás cuando eres paciente contigo mismo.

La paciencia es una virtud dorada que crece en el contacto con Dios, la espiritualidad y un estado superior de conciencia. Cuando eres paciente te evitas muchos conflictos, no te alteras o te controlas antes de explotar.

Sé paciente como el agricultor que ara la tierra, siembra, riega, abona, poda y sabe esperar. Dios es paciente contigo, no te juzga, te acepta como eres y te perdona siempre.

Ámalo y aprende

Ir al homeIMPRIMIRPALABRA: MORALEJAS

RELACIONADOS CON EL TEMA "MORALEJAS"

RELACIONADOS CON EL AUTOR "LIE - JBN"

IMPORTANTE: En este sitio no tratamos de convencer a nadie de nada, sino simplemente navegar por "EL TODO" a través de los conocimientos y así descubrir la grandeza del Creador Supremo. En este sitio encontraras personajes de todas las religiones y creencias, sus enseñanzas y sus vidas, para que las conozcas y las estudies, y así la semilla de tu Ser germine hasta el Infinito. VER ADVERTENCIAS...

La espiritualidad no es un negocio y mucho menos una mercancía. No se reciben donaciones y mucho menos diezmos, mejor compartan con un hermano necesitado. No pongas tu espiritualidad en riesgo en manos de inexpertos, sigue a Dios todo y eterno directamente. Dios todo y eterno es sabio y es el único que sabe cómo comunicarse con tu ser, síguelo. La verdad y el amor absoluto solo pueden ser revelados a través de su manifestación, cualquier otro medio quebranta su pureza y perfección sagrada. Obedece el aquí y el ahora, es el amor manifestado, es presente absoluto y vive.