JESUS ES EL MEJOR ORIENTADOR APRENDAMOS DE EL

JESUS DE NAZARET

24/07/2016

Articulo JESUS ES EL MEJOR ORIENTADOR APRENDAMOS DE EL

Categoría: CONOCIMIENTOS

Uno de los problemas más graves que hoy agobia a la humanidad, es La Extrema Pobreza En Valores De Vida, se manifiesta por la desorientación de la conducta humana, porque comienza en la mala formación de la personalidad de los hijos de parte de sus padres, porque viven en continua violencia familiar como esposos, en sus hogares. Un gran reto para los cristianos comprometidos es orientar a las familias para que vivan en Armonía Familiar en sus hogares.

Los excelentes lideres mundiales que velan por la salud y el orden de la sociedad han dicho: “la sociedad necesita de un conjunto de leyes morales que den seguridad y dirección a sus miembros, pues solo de esta manera la sociedad podrá gozar de una conducta más estable y así Restaurar La Moral En La Sociedad”. La pregunta es, ¿Qué normas son las mejores para Restaurar la Moral en la sociedad? La respuesta es muy clara y muy difundida por los hombres y mujeres líderes que han decidido vivir bajo la cobertura de Dios, dicen: Con Jesús Todo, Sin Jesús Nada, otro slogan importante: Con Jesús Y María En El Hogar, La Familia Va A Cambiar.

Si las personas toman conciencia del gran contenido moral que guardan las enseñanzas de Jesús, sin duda alguna que experimentaran una nueva vida y disfrutaran de una vida más saludable, estable y feliz. Pero, ¿Cómo saber si esto es así en la realidad? Examinemos a la luz de la verdad y la razón lo que dice la palabra de Dios al respecto: “Yo soy tu Dios, y te enseño lo que te es provechoso, indicándote el camino que debes seguir” (Isaías 48:17). Este mismo contenido, Jesús lo resumió en tres palabras para que la familia viva en completa Armonía, porque El nos enseñó a guardar estas tres palabras: la Verdad, La Fidelidad Y La Obediencia; estas grandes normas morales son principios básicos y elementales para que el hombre y la mujer puedan conducirse rectamente y así alcanzar la Armonía Familiar en sus hogares. Por ejemplo, para mantenerse fiel al cónyuge, exige que los esposos caminen en la Verdad y sólo pueden caminar en la verdad, aquellos que son obedientes a la palabra de Dios.

La Biblia da multitud de consejos basados en estas tres normas morales, Jesús mismo lo repetía cuando enseñaba el mensaje de salvación; El sabia perfectamente que la persona Veraz, Fiel Y Obediente será muy feliz aquí en la tierra y hará felices a los demás, incluso su conducta seria integra y nunca engañaría a sus semejantes, sobre todo, contribuiría en crear un ambiente de paz y confianza en la sociedad. ¿Son verdaderamente felices aquellos que son veraces, fieles y obedientes? Con toda seguridad que si, Dios quiere que seamos felices, existen miles de razones para ser muy feliz, esto está en las enseñanzas de Jesús en la Biblia, por eso lo consideramos a El el mejor orientador. Si practicamos estas tres normas, LA VERACIDAD, LA FIDELIDAD y LA OBEDIENCIA, estos principios regirán exitosamente nuestra conducta, toda vez que las personas que son fieles a su cónyuge no solo hacen feliz a su familia, sino a todos los que están alrededor, y también la fidelidad es la mejor defensa contra el Sida, y no el preservativo como lo propagan las feministas abortistas seguidoras de género, porque científicamente el preservativo no es una garantía, han ocurrido muchas fallas.

La familia y la sociedad se benefician mucho cuando sus miembros se comportan honradamente y son veraces en todas sus actividades. Del mismo modo, los cónyuges fieles y veraces, son el fundamento de una familia bien integrada y sólida, porque viven en Armonía Familiar, y en este hogar los hijos tienen la mejor oportunidad de formar bien su personalidad, con una alta calidad de vida moral.

Millones de hogares que han seguido las enseñanzas de Jesús, se han dado cuenta que sus orientaciones se basan en la sabiduría de Dios Padre, estas enseñanzas superan todo conocimiento ético, que el hombre ha creado bajo sus buenas intenciones, así quieren intentar superar a Dios, nunca lo van a conseguir, luego debemos guiarnos por los Valores de Vida que están en la ley Moral. Los seguidores de la Ética consideran que sus consejos son dignos de confianza y muy valiosos para potenciar moralmente nuestra conducta, podemos tomarlo como una buena intención para conocer, cultivar y rehabilitar los valores de vida que son: La Verdad, La Justicia, La Unidad, La Libertad, La Paz, La Armonía, La Vida, porque todos los puntos de la Ética son un reflejo de los valores ya mencionados. Tomemos un ejemplo para aclarar, los Valores De Vida serían como la luz del sol y la Ética como el reflejo de la luz de la luna, luego es mejor tomar directamente la luz del sol y no tomar la luz que refleja la luna. Ante este ejemplo la palabra de Dios nos dice “Confía en el Señor con todo tu corazón, y no te apoyes en tu propia sabiduría.” (Prov. 3:5), luego los científicos estudiosos del comportamiento humano deben tomar en cuenta la ley moral de Dios, que está en la Biblia. Es recomendable que la Ciencia y sus Instituciones tengan un fin que es: “hacer que ellos vivan felices y que hagan felices a los demás”, por que Dios es la fuente de vida y quiere que todos seamos felices.

¿Qué hacer si la familia vive en constante Violencia, en donde no hay amor?, en estas circunstancias hay una salida muy recomendable que se llama: “determinación”, es decir, entregar nuestra vida a Jesús que es el mejor orientador, sin reservarnos nada, para que nos de el poder de perdonarnos el uno al otro, sobre todo dejar que Jesús resuelva poco a poco el problema, en estas circunstancias podremos ayudarnos con algún instrumento de Jesús, ya sea un orientador familiar, psicólogo, psiquiatra, sacerdote, así podremos superar fácilmente nuestras crisis familiares. Por eso las experiencias de vida matrimonial nos ilustran que cuando los esposos pasan por la violencia familiar en donde el hogar parece ya destruirse, optan por recurrir a algunos psicólogos, abogados, juzgados, policías, jueces; en estas personas creemos encontrar ayuda para salvar nuestros hogares, primero debemos recurrir a Jesús porque es el Mejor Orientador, su palabra es contundente y poderosa, por eso es muy importante recurrir a la orientación de Jesús para solucionar toda violencia que esta a punto de destruir a nuestras familias. El dijo: “enmudeced y callad”, con estas palabras hizo desaparecer la tempestad que hundía el barco en donde El y sus discípulos viajaban. De tal manera que sus discípulos se maravillaron y dijeron dentro de si: “¿quien es este hombre que hasta el mar y la tempestad le obedecen?”. Luego la Violencia Familiar saldrá del hogar, si recurrimos a JESUS, El tiene poder y autoridad.

En consecuencia, nuestra conducta humana debe estar orientada por las enseñanzas de Jesús, para cumplir con esta tarea debemos conocer sus enseñanzas, es necesario tomar precauciones o medidas a fin de mantenernos firmes en los consejos de Jesús, uno de ellos consiste en escoger con cuidado nuestras amistades. La Biblia señala: “El que esta andando con personas sabias se hará sabio”, es decir, busquemos amistades que compartan nuestra Ley Moral, pues esta actitud nos fortalecerá. La Biblia agrega, “el que frecuenta a los insensatos se pervierte” (Prov. 13:20). Por esta razón debemos evitar en lo posible tener amistades que puedan corromper nuestra Moral. Siempre debemos recurrir a Jesús, porque es el Mejor Orientador, en caso de estar en crisis personal o familiar.

APRENDAMOS DE JESÚS PARA SER BUENOS
PADRES Y BUENAS AUTORIDADES

Tener buena autoridad significa ser veraces, justos y pacíficos con los demás, pero para ejercer este poder se necesita tener una alta calidad de vida moral y espiritual basada en los valores de Vida que son: La Verdad, La Justicia, La Unidad, La Libertad, La Paz, La Armonía, La Vida.

Estos Valores Son: Son un conjunto de elementos de vida, que están íntimamente ligados a nuestra vida interna, están en nosotros desde el momento que tenemos vida. Debemos conocerlos, rehabilitarlos y cultivarlos para triunfar en la vida. Sin ellos, por más autoridad superior que tenga, no tendrá autoridad ni siquiera sobre su propia familia. La palabra de Dios dice “El que no sabe Gobernar su casa, tampoco podrá gobernar al pueblo”.

Si queremos ser buenas autoridades, primero debemos ser buenos padres, teniendo Moral en nuestra vida y ejercerla. Recordemos que la palabra de Dios nos enseña que para tener autoridad debemos optar por conocer y guiarnos por la autoridad que ejerció JESUS, que es un Modelo de Autoridad, porque vivió al máximo los valores de vida ya mencionados.

En suma, para ser buenas autoridades primero debemos tener poder moral basado en los Valores de Vida, y luego tomar conciencia que la palabra de Jesús es vida y ejerce poder, lo dice la Biblia así: “en efecto la palabra de dios es viva y eficaz, más penetrante que espada de doble filo, y penetra hasta donde se divide el alma y el espíritu, los huesos y los tuétanos, haciendo un discernimiento de los deseos y los pensamientos más íntimos”. Esta descripción nos revela claramente el poder de autoridad que podemos llegar a adquirir cuando conocemos la palabra de Dios y la ejercemos diligentemente.

Si queremos tener sabiduría, debemos acudir a Jesús que es la palabra de Dios y la sabiduría de Dios. El apóstol Pablo nos describió con más detalle esta verdad cuando dijo: Dios no nos ha dado espíritu de cobardía, sino de padres y de dominio propio. Este poder que nos ha sido dado por Dios, existe en gran potencia en nuestra vida, el mismo que es liberado, cuando fundamentamos nuestra vida con el valor de la verdad de Jesús. De hecho que Jesús es digno de recibir toda autoridad en los cielos, en la tierra y en todo el Universo; por lo tanto, Jesús no tiene ninguna limitación para vivificarnos y potenciarnos moralmente.

Para tener una buena autoridad, depende de la Calidad de Vida que llevamos y del grado de comportamiento que tenemos. Pero para que la autoridad, sea ejercida perfectamente y produzca frutos en beneficio de nuestra sociedad, se tiene que estar sustentado por leyes morales que Jesús nos enseñó. Es decir, la autoridad superior no se usa para obtener beneficio personal, ni menos para cometer abuso con los más débiles, sino una autoridad que sirve a la sociedad y ayuda a los desposeídos. Sino se cumple esta función, ¡no puede haber autoridad moral para hacer imperar la ley! Hay que guiarnos por lo que Jesús dijo: “Yo he venido a servir a todos y no a que me sirvan.”

Además toda autoridad implica la existencia de un gobierno encabezado por un líder, y todo gobierno se rige por leyes establecidas explícitamente en la Constitución. Para ejercer bien un liderazgo o ser una buena autoridad respetable, lo ideal es conocer las leyes y ejercerlas, es decir, lo que dice lo cumple. Sabiendo que la mayor parte de las leyes son corruptas, el buen líder debe guiarse por la ley natural que nos enseña Jesús basado en la verdad, la justicia, la libertad, y la paz. Una buena autoridad debe cambiar las leyes corruptas, para que las malas autoridades, no le roben al Estado.

Jesús nos enseña a ejercer autoridad cumpliendo la Ley Moral, con esta enseñanza los líderes deben gobernar utilizando todos los Valores ya mencionados. Recordemos que Jesús dijo: “Toda autoridad me ha sido dada en el cielo y en la tierra. Vayan pues, y hagan que todos los pueblos sean mis discípulos” (Mt. 28-18).

Jesús nos enseñó a ejercer autoridad muy distinta a la autoridad Política de este mundo, porque en sus mensajes El dijo: Ustedes saben que los gobernantes de las naciones se ensañan de ella, y los grandes ejercen autoridad sobre ellas, mas no sean así entre vosotros, porque el que quiere hacerse grande será el que más sirve.

Toda autoridad, debe seguir valientemente las enseñanzas de Jesús. Lamentablemente hoy la sociedad ha perdido toda esperanza a sus autoridades políticas, porque estas no siguen las enseñanzas de Jesús, por eso están llegando a la extrema pobreza moral. Trabajemos por restaurar los valores de vida en los políticos.

APRENDAMOS DE JESÚS PARA TENER UNA MEJOR SEGURIDAD
EN EL HOGAR Y UNA MEJOR SEGURIDAD CIUDADANA

Para tomar conciencia de la gran importancia de la seguridad ciudadana, primero debemos saber que es “Seguridad” y luego como se articula con el termino “ciudadanía”. Seguridad básicamente es buscar protección, confianza y equilibrio en las relaciones familiares sociales. Además, se le debe asigna a los padres que ejerzan una mejor autoridad en el hogar. También garantizar el orden público, el imperio de la constitución y en hacer prevalecer las leyes del Estado; que generalmente es encomendado a las Fuerzas Armadas.

Ahora, articulando el término seguridad con ciudadanía, se entiende como la participación activa de la ciudadanía con el propósito de concretar una verdadera defensa del orden publico. Es decir, para cumplir una verdadera integración del ciudadano en su auto seguridad, éste objetivo debe estar insertado en los tres poderes del Estado, en todas las Instituciones publicas, Iglesias, instituciones cívicas, instituciones familiares, grupos vecinales, empresas privadas, colegios profesionales, organizaciones laborales, centros universitarios, educación básica, medios de comunicación, organizaciones deportivas, fraternidades culturales, científicas, productivas y comunidades campesinas.

La gran interrogante es, ¿será cierto que organizando a los grupos humanos, se podrá mejorar la seguridad ciudadana? La respuesta es No, porque si fuera cierto en estos momentos los países más adelantados del mundo que tienen un sistema de organización científicamente normal, no estarían desesperados en hallar un sistema que pueda mejorar su seguridad ciudadana. En realidad el problema de seguridad ciudadana es de preocupación mundial, no es solo en nuestra sociedad, porque no basta tener una integración total de la sociedad civil, sino como hacer para erradicar la delincuencia, los secuestros, el terrorismo local, la drogadicción, el alcoholismo, la prostitución, el crimen del aborto, etc. Esta es la interrogante que aun los hombres de ciencia no tienen una respuesta eficaz para la solución de estos problemas en su real magnitud.

La verdad es, mientras exista un vacío espiritual en la vida de las familias y la falta de una base moral y de Valores de Vida, jamás se podrá resolver el problema de la seguridad ciudadana. El problema en sí no se encuentra en una buena organización, ni en actos políticos, o psicológicos, ni menos ideológicos, porque hoy en día en la sociedad humana todo está mal orientado y degradado, por esas razones, es importante tomar los consejos de Jesús, basado en los valores de vida, para tener una buena seguridad ciudadana. Lo que se necesita hoy para sacar al mundo de la calamidad y del pozo profundo de la corrupción es un arreglo espiritual; recambiar nuestra vida material por una vida espiritual. Es decir, hoy la sociedad necesita un cumplimiento de la Ley Moral y una renovación mental, sobre todo, conocer quiénes somos verdaderamente y tener un concepto valioso de nuestra vida. ¿Cómo lograr esta tarea? Primero que nada, tenemos que decidir si vamos a tratar los síntomas de este problema o sus causas; por supuesto que tenemos que ir a las causas del problema, el cual es la falta de cumplir la Ley Moral, basada en los Valores, para potenciar al ser humano. Por lo tanto, veamos como conseguir cumplir la Ley Moral, que Jesús nos dice en la Biblia, en forma exacta y autentica:

Esta comprensión se inicia tomando conciencia que la Biblia contiene una Ley Moral, conceptos prácticos en el campo de las relaciones sociales y la forma eficaz de potenciarnos moralmente. Aclaramos, que para comprender la Ley Moral que está en la Biblia, es necesario estudiarla y practicarla a conciencia con un poco de inteligencia y sensatez, lo ideal es que lo hagan la iglesia y el Estado, cada uno en su campo. La Iglesia impulsando la Pastoral de Familia y el Estado una nueva Política Nacional de Familia basada en los Valores de Vida.

Los consejos sabios que contiene la Biblia nos reaniman y nos dan potencia moral; por ejemplo el Salmista David dijo: “Dichoso el hombre que no va a reuniones de malvados, ni sigue el camino de los pecadores, ni se sienta en la junta de burlones, mas le agrada la Ley del Señor y medita su Ley de día y de noche. Es como el árbol plantado junto al río, que da fruto a su tiempo y tiene su follaje siempre verde, todo lo que el hace le resulta.” (Salmo 1:1-3).

Cumplir la Ley Moral nos da fuerza en la Vida y nos hace conservar la fortaleza moral. Así pues, es fundamental impulsar una PASTORAL DE FAMILIA y una POLITICA NACIONAL DE FAMILIA, para conseguir que las familias vivan en Armonía Familiar dentro de sus hogares.

Permítanos un resumen de la Política Nacional de Familia y de la Pastoral de Familia:

“Orientar a los padres de familia para que formen bien la personalidad de sus hijos, y así disminuir los traumas psicológicos para que en el futuro los hijos no distorsionen su conducta. Todo esto basado en los valores de vida que son: la verdad, la justicia, la unidad, la libertad, la paz, la armonía, la vida. Teniendo como meta que las familias vivan en armonía familiar en sus hogares”.

Es muy importante que reestructuremos nuestra vida y la vida de los demás, así llegaremos a conocer la verdad, seguiremos a la verdad, y viviremos en la verdad. Nos preguntamos ¿Cuál es esa VERDAD? Esa VERDAD es la vida misma de Jesús que vivió los Valores de Vida y dijo: “Yo soy la Verdad, El que me sigue no andará en tinieblas sino tendrá Armonía Familiar en su hogar”.

Jesús es modesto, humilde y obediente, así tiene autoridad para salvar a la humanidad; y como tal, El era, es y será el Camino para hallar una perfecta vida moral. Por eso El dijo: “Vengan a mí los que van cansados, llevando pesadas cargas, y yo los aliviaré. Carguen con mi yugo y aprendan de mí, que soy paciente y humilde de corazón, y sus almas encontrarán descanso. Pues mi yugo es suave y mi carga liviana.” (Mateo 11:28-30).

Por esta razón toda la humanidad sin excepción debe vivir los Valores de Vida que nos dio Jesucristo para tener una sociedad altamente Moral y Cultural, en donde el ciudadano pueda vivir seguro, confiado y dispuesto a colaborar con sus autoridades en la tarea de seguridad ciudadana. ¿Quién no quisiera beneficiarse del magnífico sistema de Valores de Vida de Jesús para cambiar el mundo?

La pregunta es ¿Por qué hoy la gente ha dado la espalda a los valores de vida de Jesús? Esta interrogante el mismo profeta Isaías lo predijo cuando dijo: “pues el hombre sin conciencia dice cosa que choca la conciencia y trama el mal; es un hipócrita que blasfema contra Dios, que deja sin comida al hambriento o le niega un vaso de agua al sediento. En cuanto al sinvergüenza sus inventos pues trata de perjudicar a los pobres con sus mentiras, aunque sean justos los reclamos de los humildes. En cambio el caballero solo piensa lo correcto y actúa siempre con decencia. (Isaías 32:6-8).

Así las personas malvadas y perversas actúan sutilmente contra la seguridad ciudadana, pero ellos no saben que su pago por transgredir las leyes morales, es grandemente terrible. Las consecuencias por no poner en practica los valores de vida, la Biblia dice: “’ ¡Ay de aquellos! Que siguen los pasos de Caín, que se extravían por causa del dinero al igual que Balaan y se pierde como el rebelde de Core. Echan a perder las comidas de fraternidad que celebran ustedes, pues no piensan más que en si mismos y comen desvergonzadamente. Son como nubes arrastradas como el viento que no dan lluvia, árboles que no dan fruto al final del otoño y que ya están muertos antes de ser arrancados de raíz; olas embravecidas del mal que arrojan la espuma de sus vicios; estrellas errantes a las que esperan las tinieblas eternas” (Judas 1:11-13). Si queremos tener una buena seguridad en el hogar, y una buena seguridad ciudadana, basada en los Valores de Vida, es fundamental que todos conozcamos, rehabilitemos y cultivemos los valores de vida, así viviremos con la verdad, la paz y la justicia.

APRENDER DE JESÚS PARA TENER UNA BUENA CALIDAD DE FAMILIA
UNA MEJOR CALIDAD DE EDUCACIÓN

La Educación de calidad se puede conseguir haciendo a la Familia más “Humana”, porque la Violencia Familiar, la desigualdad, las injusticias cometidas en el seno de la familia por conductas de ignorancia y por estar sometidos a su egoísmo, codicia y desorientados, estas son las causa mas notorias que no dejan conseguir una buena calidad de educación. Es importante, solucionar la problemática familiar del alumno en su hogar. Es decir una verdadera Calidad de Educación necesariamente tiene que estar respaldada por una nueva Política Nacional de Familia, basada en los Valores de Vida que son : La Verdad, La Justicia, La Unidad, La Libertad, La Paz, La Armonía, La Vida.

Si no se aplica la Política Nacional de Familia a nivel de Estado y a nivel de Iglesia la Pastoral de Familia, no habrá una concepción correcta de lo que significa “verdadera educación de calidad”. El Estado y la Iglesia no sabrán que camino tomar, ni que hacer frente a la mala preparación intelectual y moral de nuestra población estudiantil. Lo grave es que aun sin tener un horizonte claro, por la falta de Valores de Vida, ellos insisten en seguir manteniendo sus programas de educación con teorías tradicionales que son totalmente obsoletas para este nuevo milenio, que presenta un nuevo contexto de vida. Es importante que en la curricula de estudios estén los Valores de Vida. También es importante resolver la problemática familiar del alumno, teniendo un Consultorio de Orientación Familiar, en casa centro educativo, como parte de la Política Nacional de Familia.

Otra pregunta es, ¿Dónde hallar una guía para tener una buena calidad de familia y una buena calidad de educación? Esta fuente se halla en los valores de vida y en la Ley Moral, que están escritas en la palabra de Dios. Por eso la Biblia dice: toda la escritura de Dios es útil para enseñar, para corregir, e instruir en justicia, a fin que el hombre sea perfecto y preparado para toda buena obra. El ser un buen estudiante, preparado se refiere específicamente a una educación integral, es decir tener una preparación intelectual, moral y espiritual, y vivir en un hogar en armonía. Preocupa que nuestras autoridades están tan envanecidas con sus propios conocimientos, que más les importa el dinero que tener una buena educación.

Nuestra Iglesia debe impulsar la Pastoral de Familia, y recordarnos que la palabra de Dios se destaca como fuente de instrucción perfecta, es lo que dijo el Salmista David: “la palabra de Dios es perfecta y fiel que hace sabio al sencillo” (Salmo 19:7). Luego dice: “tu palabra es una lámpara para mis pies y una luz en mi sendero”. (Salmo 119:105).

Millones de personas que han examinado las Santas Escrituras, se han dado cuenta que los consejos bíblicos se basan en la omnisciencia de Dios (el que todo lo sabe y todo lo conoce), este conocimiento es abismalmente superior al pensamiento humano, y a todo conocimiento que ha sido presentado en toda la historia de la filosofía humana. Tales personas consideran que la Biblia es digna de confianza y valiosa para la vida en nuestro mundo moderno. Además están totalmente convencidas que su sabiduría les traerá grandes beneficios y recompensas que son de incalculable valor. Muchos confían en la palabra de Dios con todo su corazón y su alma, porque Dios dijo: “confía en el Señor tu Dios, con todo tu corazón y no te apoyes en tu propia sabiduría, acéptalo en todos tus caminos, tómalo en cuenta y el mismo enderezara tu vereda (Prov. 3:5-6). Quienes siguen estos consejos e inquieren en las leyes de Dios, adquieren una inteligencia altamente racional y se llenan de poder moral, sobre todo, producen grandes beneficios a quienes viven a su alrededor por cuanto crea un ambiente de paz, orden y sabiduría.

Es tanta la importancia a la palabra de Dios para la educación de nuestro hijos, que Dios mismo nos ratifica una y otra vez diciendo: “Acoge mis palabras, hijo mío, guarda mis enseñanzas, que tu oído se abra a la sabiduría, que tu corazón se doblegue a la verdad, apela a la inteligencia y déjate guiar por la razón, busca la sabiduría como el dinero, como un tesoro escondido: Entonces penetraras en el temor de Yahvé y hallaras el conocimiento de Dios. Porque Yahvé da la sabiduría, de su boca salen el saber y la verdad. El viene en ayuda de los hombres rectos, es un escudo para los que siguen siendo honrados.” (Prov. 2:1-7). He aquí la fuente de donde el joven puede sacar abundante conocimiento que nunca deja de fluir. Si la escudriñamos en su verdadera magnitud, entonces sabremos que esta es la verdadera Educación de Calidad. ¡No hay otro! Debemos resolver la problemática familiar de nuestros hijos para que tengan una buena calidad de educación y hijos estén unidos a nuestras vidas para tener felicidad en la familia.

EN CONCLUSIÓN:

Podemos concluir, diciendo: ante todo el incremento de la violencia familiar, la delincuencia, y otros males sociales, nos ha creado una suerte de desamparo total, ante esta cruda realidad, el Estado en su Plan de Gobierno debe incorporar los Valores de Vida ya mencionados. Este trabajo debe comenzar con las instituciones policiales para que así el ciudadano se sienta apoyado y protegido por su policía, que se supone debe tener una alta capacitación moral, para que la ciudadanía se sienta protegida. De igual manera en la Educación, para una buena calidad, y en el hogar confianza en los padres de familia, para que haya una buena seguridad familiar.

Finalmente, creemos que para revertir la condición lamentable de nuestra sociedad que es castigada duramente por el aumento de la violencia familiar, los delitos cometidos por la delincuencia juvenil, los asaltos, secuestros y violaciones, se debe hacer tres cosas prioritarias; estas son:

PRIMERO, promover la Ley Moral, Económica y Cultural de nuestra sociedad a través de una POLITICA NACIONAL DE FAMILIA basada en los Valores de Vida de parte del Estado y una Pastoral de Familia de parte de nuestra Iglesia basada en la Ley Moral, extraída de la Biblia.

SEGUNDO, combatiendo la Violencia Familiar, para mejorar el estado de vida de la familia, tanto material, moral y espiritual, para que estas vivan en armonía familiar.

TERCERO, poner en practica planes de capacitación técnica y fomentar fuentes de trabajo para los jóvenes que se encuentran desocupados.

Si cumplimos todas estas indicaciones, tal como un paciente cumple las prescripciones de su medico, con toda seguridad que se erradicará la delincuencia y toda clase de corrupción, que atenta contra la familia y la seguridad ciudadana. Así tendremos una mejor calidad de Educación, Seguridad Ciudadana y una buena Gobernabilidad.

IMPRIMIRPALABRA: JESUCRISTO

ARTIULOS RELACIONADOS

IMPORTANTE: En este sitio no tratamos de convencer a nadie de nada, sino simplemente navegar por "EL TODO" a través de los conocimientos y así descubrir la grandeza del Creador Supremo. En este sitio encontraras personajes de todas las religiones y creencias, sus enseñanzas y sus vidas, para que las conozcas y las estudies, y así la semilla de tu Ser germine hasta el Infinito. Ver advertencias

La espiritualidad no es un negocio y mucho menos una mercancía. No se reciben donaciones y mucho menos diezmos, mejor compartan con un hermano necesitado. No pongas tu espiritualidad en riesgo en manos de inexpertos, sigue a dios todo y eterno directamente. Dios todo y eterno es sabio y es el único que sabe cómo comunicarse con tu ser, síguelo directamente. La verdad y el amor absoluto solo pueden ser revelados a través de su manifestación, cualquier otro medio quebranta su pureza y perfección sagrada. Obedece el aquí y el ahora, es el amor manifestado.